lunes, 12 de marzo de 2018

La Tradición, la Palabra de Dios no escrita


LA BIBLIA Y LA TRADICIÓN

LOS PROTESTANTES DICEN: SOLA SCRIPTURA (SOLO LA BIBLIA)

LA IGLESIA CATÓLICA ENSEÑA, SOLUM VERBUM DEI (SOLAMENTE LA PALABRA DE
DIOS)
Por Saulo de Tarso

La verdad completa, ¿Dónde puede hallarse? ¿En la Biblia o en la palabra de Dios? Si usted no es Cristiano Católico o no está familiarizado con la Biblia, tal vez esta pregunta le parezca tonta, porque para la mayoría de las personas, la Biblia y la palabra de Dios son lo mismo, y aunque en cierta forma esto es verdad, tal concepto es el resultado de una interpretación muy superficial de lo que en realidad es la Palabra de Dios.

Pero en este sentido, la teología Católica es inmensamente superior a la teología protestante. Expliquemos: Para los “cristianos evangélicos” y grupos sectarios, la palabra de Dios es un libro llamado BIBLIA.

Pero para nosotros los Cristianos Católicos, la Palabra de Dios es más que un libro, la Palabra de Dios es una persona, y se llama JESUCRISTO.

“En el principio existía la Palabra y la Palabra estaba con Dios, y la Palabra era Dios. Y la Palabra se hizo carne, y puso su Morada entre nosotros, y hemos contemplado su gloria, gloria que recibe del Padre como Hijo único, lleno de gracia y de verdad” Juan 1,1.14

LA PALABRA DE DIOS LLENA POR COMPLETO LA BIBLIA PERO LA BIBLIA NO CONTIENE TODA LA PALABRA DE DIOS

“Jesús realizó en presencia de los discípulos otras muchas señales que no están escritas en este libro” Juan 20,30

“Hay además otras muchas cosas que hizo Jesús. Si se escribieran una por una, pienso que ni todo el mundo bastaría para contener los libros que se escribieran” Juan 21,25


II Juan 1,12
Aunque tengo mucho que escribiros, prefiero no hacerlo con papel y tinta, sino que espero ir a veros y hablaros de viva voz, para que nuestro gozo sea completo.

Como acabamos de ver en los dos textos anteriores, ¡LA MISMA BIBLIA AFIRMA QUE NO CONTIENE TODO LO QUE JESUCRISTO ENSEÑÓ!

Es común escuchar a los hermanos “cristianos evangélicos” y grupos sectarios decir que Cristo dejó la Biblia para que conozcamos la verdad. Pero, ellos no pueden mostrar un solo texto bíblico que apoye tal afirmación. Jesucristo no dejó nada escrito, ni tampoco ordenó a sus discípulos escribir absolutamente nada, más aún, la mayoría de los Apóstoles no dejaron nada escrito. El único que recibió una orden expresa de escribir el Apocalipsis, fue el Apóstol San Juan. Lo que sí ordenó Jesús a sus Apóstoles fue:

“Id, pues, y haced discípulos a todas las gentes bautizándolas en el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo, y enseñándoles a guardar todo lo que yo os he mandado. Y he aquí que yo estoy con vosotros todos los días hasta el fin del mundo.»” Mateo 28,19-20

“sino que recibiréis la fuerza del Espíritu Santo, que vendrá sobre vosotros, y seréis mis testigos en Jerusalén, en toda Judea y Samaria, y hasta los confines de la tierra.»” Hechos 1,8

“Pues así nos lo ordenó el Señor: Te he puesto como la luz de los gentiles, para que lleves la salvación hasta el fin de la tierra.»” Hechos 13,47


Ni los textos anteriores, ni ningún otro, mencionan escribir, leer o llevar la Escritura a los confines de la tierra. Jesucristo no dejó ninguna Biblia, lo que dejó fue una Iglesia, su Iglesia, a la que ordenó ser sus testigos, anunciar y llevar la salvación hasta los confines de la tierra. El texto de Mateo 28,20 citado arriba dice: “y enseñándoles a guardar todo lo que yo os he mandado”.

Si la misma Escritura afirma que Jesús hizo muchas otras cosas, que no están en la Biblia, ¿Cómo enseñarán a todo el mundo a guardar TODO LO QUE CRISTO MANDÓ? La respuesta nos la da Jesucristo mismo:

“Cuando venga él, el Espíritu de la verdad, os guiará hasta la verdad completa; pues no hablará por su cuenta, sino que hablará lo que oiga, y os anunciará lo que ha de venir” Juan 16,13

“Pero el Paráclito, el Espíritu Santo, que el Padre enviará en mi nombre, os lo enseñará todo y os recordará todo lo que yo os he dicho” Juan 14,26.


Todo lo que está escrito en la Biblia es verdad, pero sólo la Palabra de Dios, Jesucristo, tiene la verdad completa Jn 14,6 y esa verdad es transmitida, enseñada y recordada a la Iglesia, por el Espíritu Santo.




LA IGLESIA Y NO LA BIBLIA, ES COLUMNA Y FUNDAMENTO DE LA VERDAD

“pero si tardo, para que sepas cómo hay que portarse en la casa de Dios, que es la Iglesia de Dios vivo, columna y fundamento de la verdad” 1 de Timoteo 3,15

A esta Palabra de Dios que no quedó escrita en la Biblia y se transmite de forma oral, inspirada, enseñada y recordada por el Espíritu Santo, se le llama “Tradición”. Decir Tradición, es decir Palabra de Dios.

Sin embargo, las miles y miles de denominaciones que se hacen llamar a sí mismas “cristianas”, rechazan ésta Palabra de Dios o Tradición. ¿Pero por qué este rechazo? La explicación es simple. Jesucristo ordenó a su Iglesia en Hechos 1,8: “y seréis mis testigos...”.

Para ser un testigo, es indispensable la presencia de éste en el lugar y tiempo de los hechos. Todas las denominaciones “cristianas” y sectas, tienen su origen después de la Reforma protestante de Martín Lutero en 1517. No pueden ser testigos verdaderos simple y sencillamente porque no existían en tiempos de Jesucristo, no pueden dar testimonio de una Tradición que ellos no recibieron y por ende, no conocen.

“El que lo vio lo atestigua y su testimonio es válido, y él sabe que dice la verdad, para que también vosotros creáis” Juan 19,35

Sólo les quedaba la Biblia, había entonces que aferrarse a ella, de ahí nace la necesidad de inventar su doctrina de “sola scriptura”.

Con el objetivo de justificar bíblicamente su rechazo a la Iglesia y a la Tradición, citan el siguiente texto, para demostrar según ellos: “que todas las tradiciones son malas”.

“Entonces se acercan a Jesús algunos fariseos y escribas venidos de Jerusalén, y le dicen: «¿Por qué tus discípulos traspasan la tradición de los antepasados?; pues no se lavan las manos a la hora de comer.» El les respondió: «Y vosotros, ¿por qué traspasáis el mandamiento de Dios por vuestra tradición?...Así habéis anulado la Palabra de Dios por vuestra tradición” Mateo 15,1-6 (Aquí, la Biblia utiliza el griego PARADOSIS, que se traduce: tradición)

Es fácil notar que Jesucristo nunca dice que todas las tradiciones son malas. Cristo habla de “vuestra tradición”. Es decir, no todas las tradiciones humanas son malas tampoco, sino sólo aquellas que se utilizan como pretexto para no cumplir los mandamientos de Dios.

“Dejando el precepto de Dios, os aferráis a la tradición de los hombres” Marcos 7,8 (Aquí, la Biblia utiliza el griego PARADOSIS, que se traduce: tradición)

“Mirad que nadie os esclavice mediante la vana falacia de una filosofía, fundada en tradiciones humanas, según los elementos del mundo y no según Cristo” Colosenses 2,8 (En éste texto la Biblia utiliza el griego PARADOSIS, que se traduce: tradiciones)

Y también existe la Tradición de la Iglesia o Tradición Apostólica, que es la Palabra de Dios, enseñada no de forma escrita, sino oralmente por los Apóstoles.

“Os alabo porque en todas las cosas os acordáis de mí y conserváis las tradiciones tal como os las he transmitido” 1 de Corintios 11,2

“Así pues, hermanos, manteneos firmes y conservad las tradiciones que habéis aprendido de nosotros, de viva voz o por carta” 2 de Tesalonicenses 2,15. De viva voz (Tradición) y por carta (Biblia).

“Hermanos, os mandamos en nombre del Señor Jesucristo que os apartéis de todo hermano que viva desordenadamente y no según la tradición que de nosotros recibisteis” 2 de Tesalonicenses 3,6

Si usted tiene una Biblia Católica, encontrará que estos textos están bien traducidos, pero si su Biblia es protestante, Reina-Valera 1960 por ejemplo, en vez de la palabra “tradición”, son utilizadas las palabras, “enseñanzas” o “doctrinas”.

Pero la palabra en griego que la Biblia utiliza en todos los textos citados es PARADOSIS, y la única traducción correcta de PARADOSIS, es TRADICIÓN. Si el Apóstol San Pablo hubiera querido decir, “doctrinas” o “enseñanzas”, habría utilizado las palabras DIDAJÉ o DIDASKALIA.

La pregunta lógica es: ¿Por qué, cuando la Biblia habla mal de las tradiciones de los hombres, las Biblias protestantes traducen bien, y cuando habla de las tradiciones apostólicas falsifican la traducción, si en todos estos casos la Biblia emplea exactamente la misma palabra?

La respuesta salta a la vista, para mantener de pie su falsa doctrina de que sólo la Biblia es la única norma de fe, moral y conducta. Para justificar su desprecio por la Iglesia de Jesucristo y la Tradición apostólica, tenían que ocultar, mentir, engañar... Porque la Biblia. Sí, esa misma Biblia que tanto dicen amar, respetar y obedecer, no les daba la razón y les gritaba a la cara ¡mienten¡ había pues que silenciar a la Biblia.

SOLA SCRIPTURA NO ES HISTÓRICA.

SOLA SCRIPTURA NO ES BÍBLICA.

¡SOLA SCRIPTURA ES MENTIRA!

La enseñanza de la Iglesia Católica inspirada por el Espíritu Santo, por 2000 años de historia y corroborada por la Biblia es:

SOLUM VERBUM DEI, SOLAMENTE LA PALABRA DE DIOS, BIBLIA Y TRADICIÓN.


PAX ET BONUM


Si deseas conocer más sobre tu fe católica visita nuestra página de Facebook.

https://www.facebook.com/defiendetufecatolico/


Nota importante: La publicidad que aparece en este portal es gestionada por Google y varía en función del país, idioma e intereses y puede relacionarse con la navegación que ha tenido el usuario en sus últimos días.

Estimado lector: ¡Gracias por seguirnos y leer nuestras publicaciones. Queremos seguir comprometidos con este apostolado y nos gustaría contar contigo, si está en tus posibilidades, apóyanos con un donativo que pueda ayudarnos a cubrir nuestros costos tecnológicos y poder así llegar cada vez a más personas. ¡Necesitamos de ti!
¡GRACIAS!


1 comentario:

Donaciones:

BÚSQUEDA POR TEMA

BÚSCANOS EN FACEBOOK

PUBLICACIONES POPULARES