viernes, 21 de septiembre de 2018

La sucesión apostólica, Pedro y sus sucesores los Papas



LA SUCESIÓN APOSTÓLICA
Por P. Daniel Gagnon, omi 

Os alabo, hermanos, porque en todo os acordáis de mí, y retenéis las instrucciones ("tradiciones" en otras Biblias) tal como os las entregué (1 Corintios 11, 2). 

Por lo cual, hermanos, tanto más
procurad hacer firme vuestra vocación y elección; porque haciendo estas cosas, no caeréis jamás (2 Pedro 1, 10). 

Hermano, hemos visto... que Jesús escogió a Simón-Pedro para que él fuera la piedra y tuviera las llaves del Reino. Ahora me preguntas, ¿Cómo es que el Papa actual, tiene el mismo poder que Pedro? 

La respuesta a esta pregunta es, que este poder fue transmitido a los papas a través de la historia. Esta transferencia fue prefigurada por los profetas Elías y Eliseo en el Segundo libros de los Reyes (2, 9 y 13-14): Cuando habían pasado, Elías dijo a Eliseo: Pide lo que quieras que haga por ti, antes que yo sea quitado de ti. Y dijo Eliseo: Te ruego que una doble porción de tu espíritu sea sobre mí.... Alzó luego el manto de Elías que se le había caído, y volvió, y se paró a la orilla del Jordán. Y tomando el manto de Elías que se le había caído, golpeó las aguas... y se apartaron a uno y a otro lado, y pasó Eliseo... Viéndole los hijos de los profetas... dijeron: El espíritu de Elías reposó sobre Eliseo. Y vinieron a recibirle, y se postraron delante de él (2 Reyes 2, 9 y 13-15). 

"Pero debemos afrontar honesta y definitivamente que la idea del clero, en el sentido actual, no se encuentra en el Nuevo Testamento. En ningún lugar encontramos a un hombre encargado de una iglesia... el clero sirve para oscurecer efectivamente la verdad que Cristo es la Cabeza (Efesios 1:22), y en algunos casos, para negarla completamente". CRISTO AMA A LA IGLESIA, por el protestante William MacDonald, Páginas Orientadoras, México, 7â edición, 1961, p.36-37. El Sr MacDonald no nos da ni un ejemplo de como, según él, "el clero sirve... en algunos casos para negar que Jesús es Cabeza de la Iglesia". 

En el Nuevo Testamento (Hechos 1, 15-22) leemos que Pedro, como líder entre los Apóstoles, se levantó y tomó la palabra. Y dijo que los Apóstoles tenían que elegir a otro apóstol para reemplazar a Judas. Fíjate que nadie se opuso a la idea de Pedro. Nadie dijo: "Pedro, no tenemos el derecho, ni el poder de hacer ésto, porque solamente Jesús puede elegir a los doce". Nadie protestó, porque todos reconocieron la autoridad de Pedro y de ellos mismos para transferir el poder y la autoridad que recibieron de Jesús, y así lo hicieron en oración (como hoy en día). Los Apóstoles eligieron a Matías y a él le transfirieron toda la autoridad y responsabilidad de servir al pueblo de Dios como apóstol y obispo. "Tomar otro su oficio" en griego, EPISCOPOS. 

Las palabras de Pedro se basaron en lo que había dicho el Espíritu Santo: Varones hermanos, era necesario que se cumpliese la Escritura en que el Espíritu Santo habló antes por boca de David acerca de Judas.... Tome otro su oficio (Hechos 1, 16 y 20). ¿No sería absurdo suponer que el Espíritu Santo, que iluminó a Pedro para elegir un sucesor de Judas, se haya opuesto después a reemplazar a los demás Apóstoles y sus sucesores cuando murieran? ¿Por qué nos da problemas pensar en un sucesor para Pedro mientras aceptamos que los Apóstoles eligieron a un sucesor para Judas?. 

Desde aquella elección, se le consideró a Matías como apóstol: Y el muro de la ciudad tenía doce cimientos, y sobre ellos los doce nombres de los doce Apóstoles del Cordero (Apocalipsis 21, 14). La Nueva Jerusalén (la Iglesia) tiene el fundamento con 12 Apóstoles. No puede ser que se trate aquí de Judas, porque él se suicidó, sino que es Matías. Según Ireneo, segundo obispo de Lyon, a Pedro lo reemplazó Lino quien es mencionado en 2 Timoteo 4, 21. Ireneo (año 180) testifica que los cristianos conservan la memoria del martirio de Pedro y Pablo en Roma. 

Jesús había mandado a los Apóstoles a enseñar a todo el mundo (Mateo 28, 19-20), y que el fruto de su predicación permaneciera: No me elegísteis vosotros a mí, sino que os elegí a vosotros, y os he puesto para que vayáis y llevéis fruto, y vuestro fruto permanezca (Juan 15, 16). Sin elegir sucesores era imposible que los Apóstoles pudieran predicar a todo el mundo y que sus frutos permanecieran: a fin de perfeccionar a los santos y la edificación del cuerpo de Cristo, Efesios 4, 12. Las cosas que Jesús le encargó a Pedro: apacentar a las ovejas, confirmar a los colegas en el ministerio (Lucas 22, 32), atar y desatar, etc., no pueden acabar con su muerte. 

Si la autoridad de los Apóstoles era sólo para ellos, ¿Por qué no afirmar lo mismo de otras obras eclesiales que Jesucristo les encomendó y que sin embargo, los hermanos mantienen como: el bautizar, enseñar, predicar, misionar (Mateo 28, 19)? ¿Por qué Jesús hubiera dada tanto poder a Pedro y luego no querer que se transmitiera? En los primeros 250 años de la Iglesia, los emperadores romanos trataron de destruir a la Iglesia por medio de la persecución. En los primeros 200 años cada Papa, excepto uno, fue martirizado. ¡Los romanos sabían quién era la cabeza de la Iglesia! El emperador Decio (249-251 d. C.) dijo: "Preferiría recibir noticias de un rival a mi trono, que de otro obispo en Roma". 

La lógica demuestra que si Jesús iba a preocuparse tanto para estructurar el oficio de Pedro (darle las llaves de autoridad y poder), esta misma seguiría durante la vida de la Iglesia. ¿Qué sentido establece tan alto papel si no tenía el deseo de que se continuara después de la muerte de Pedro? Imagínate que los "padres fundadores de un país" creadores de la Constitución y del oficio de presidente pensaran solamente en el primer presidente y ¡Nadie más después de su muerte! No tiene sentido. Tampoco con los planes de Dios. ¿Será que los padres fundadores del país son más inteligentes que Jesús? 

Los poderes por ejemplo, de atar y desatar que Jesús dio a los Apóstoles , no solamente se refieren a ellos mismos, sino a sus sucesores en el ministerio. Así, la INTEGRIDAD DE LAS ENSEÑANZAS DE JESÚS fue transmitida por los siglos: Y perseveraban en la doctrina de los apóstoles, en la comunión unos con otros.... (Hechos 2, 42). Obedeced a vuestros pastores, y sujetaos a ellos; porque ellos velan por vuestras almas, como quienes han de dar cuenta...(Hebreos 13, 17). Pablo ordena que el obispo sea: retenedor de la palabra fiel tal como ha sido enseñada, para que también pueda exhortar con sana enseñanza y convencer a los que contradicen (Tito 1, 9). 

Otro ejemplo de transferir el poder se encuentra en 1 Timoteo 4, 14: No descuides el don que hay en tí, que te fue dado mediante profecía con la imposición de las manos del presbiterio. Y en Hechos leemos: Y constituyeron ancianos en cada iglesia, y habiendo orado con ayunos, los encomendaron al Señor en quien habían creído (Hechos 14, 23). Ellos son los administradores de los misterios de Dios (1 Corintios 4, 1). Nótese que los términos "sacerdote", "presbítero", "anciano" son utilizadas para significar lo mismo. Los primeros cristianos trataban de no usar la palabra sacerdote porque no querían que la gente se confundiera con los sacerdotes judíos. Al principio las palabras presbítero y obispo eran intercambiables porque siempre se requiere tiempo para que los términos técnicos se precisen. Otra cosa, vemos que la imposición de las manos era UNA DOCTRINA FUNDAMENTAL según la lista de Hebreos 6, 2. Por eso Pablo subraya la necesidad de tener la autoridad para predicar: ¿Y cómo predicarán SI NO FUEREN ENVIADOS (Romanos 10, 15). Y nada toma para sí esta honra, sino el que es llamado por Dios, como lo fue Aarón (Hebreos 5,4), sin embargo muchos ministros evangélicos andan predicando por su propia llamada. 

En Hechos 1, Pedro dijo a los Apóstoles que para elegir al sucesor, éste debía haber estado con Jesús y los Apóstoles (vv. 21-22). ¿Por qué estos requisitos? Para que fuera confiable en su enseñanza. 

Así, cuando los Apóstoles escogieron a los obispos para reemplazarlos, buscaron hombres que creían en la misma doctrina para poder preservar la fe. Esta es la regla de la Sucesión Apostólica que vimos anteriormente (en el artículo "¿Una Apostasía?", de esta serie). Ver Clemente de Roma Carta a los Corintios (42,4-5; 44,1-3), la obra Memoria (4:2:1) de Hegesippo (180 d. C.) e Ireneo (190 d.C.) en su obra- Contra las Herejías (3:3:, 5:20:1). 

En el libro Las Leyes de México y la Iglesia Católica Romana por el Dr. Luis Rodríguez N. (Guadalajara, 1968) el autor trata de convencernos de que el actual Papa es representante de Satanás. Su razonamiento viene de cuando Jesús dijo a Pedro: ¡Quítate de delante de mí, Satanás! (Mateo 16, 23). Vemos dos problemas en la exégesis con que el Dr. Rodríguez aborda este texto. En primer lugar está admitiendo la Sucesión Apostólica en aplicar al actual Papa lo que Jesús dice a Pedro. Por otro lado es claro que Jesús no estaba llamando a Pedro "Satanás" porque si fuera el diablo, Jesús le hubiera prohibido ser su discípulo. Además Pedro le llama Señor (v. 22), lo que el diablo nunca le llamaría a Jesús. Pedro recibió una revelación directa del Padre: no te reveló carne ni sangre, sino mi Padre (Mateo 16, 17). Entonces Jesús está utilizando el significado original de Satanás, no como diablo sino como el que pone a prueba las cosas de Dios: me eres tropiezo (v. 23). La raíz del nombre Satanás en hebreo quiere decir poner obstáculo. (Ver Job 1, 6-12). Aunque Pedro estaba hablando por amor a Jesús, que no se fuera a Jerusalén para morir (v. 22), su pensamiento no es de Dios sino del que obstaculiza. 

Jesús sabía que vendrían falsos profetas y falsas enseñanzas. El quería que su Iglesia guardara la verdad. Y esta Iglesia tendría que ser VISIBLE Y CONCRETA como lo es un cuerpo (Efesios 1, 22-23) para que las personas puedan saber dónde hallar la verdadera doctrina y la salvación (Isaías 2, 2-3). La Iglesia es: columna y baluarte de la verdad (1 Timoteo 3, 15). Si esta iglesia fuera invisible y "todos los hermanos con sus diferentes creencias y denominaciones" como afirman los evangélicos, ¿Cómo preservar y transmitir fielmente la enseñanza de Cristo a través de los siglos?. 

Todo sumo sacerdote tomado de entre los hombres es constituido a favor de los hombres en lo que a Dios se refiere, para que presente ofrendas y sacrificios por los pecados; para que se muestre paciente con los ignorantes y extraviados, puesto que él también está rodeado de debilidad (el sacerdote no es perfecto); y por causa de ella debe ofrecer por los pecados, tanto por sí mismo como también por el pueblo. Y nadie toma para sí esta honra, sino el que es llamado por Dios, como lo fue Aarón (Hebreos 5,1-4). Vemos que el autor habla en el presente: "Nadie toma para sí esta honra", y no está hablando solamente de los sacerdotes del Antiguo Pacto. 

¿QUÉ DICE LA IGLESIA PRIMITIVA? 

1) SUCESORES DE PEDRO COMO PAPA 

Ireneo: Contra de las herejías, 3:3:3. 

Tertuliano: Demurrer against the Heretics, 32:2 

Cipriano: La unidad de la Iglesia Católica, 4 y Cartas 59:14. 

Firmiliano, Cartas 74 [75): 17. 

El Pequeño laberinto (211 d.C.). 

Eusebio (Historia 5:28:3). 

Eusebio, Historia de la Iglesia, 3:4:9-10. 

Papa Julio I (341 d.C.): Carta en apoyo a Atanasio encontrada en Atanasio (Apología en contra de los arrianos 20-35). 

Concilio de Sardica (342 d.C.) canon 3. 

Optato de Milevi (367 d.C.) El cismo de los donatistas, 2:2. 

Epifanio (374 d.C.) Panacea en contra de todas las herejías, 27:6. 

2) SUCESIÓN APOSTÓLICA 

Clemente de Roma: Epístola a los corintios, 42:4-5; 44: 1-3. 

Hegesipo (180): Memorias, 4:22:1. 

Ireneo (180-199): Contra las herejías, 3:3:1 y 5:20:1. 3. 

Por casi mil años la Iglesia en Inglaterra reconoció la primacía del obispo de Roma. Bede, el venerable, escribió en 735: "el papa tiene poderes pontificios sobre todo el mundo". En el siglo XI Anselmo de Canterbury declaró: "es cierto que él que no obedece al Pontífice Romano desobedece al Apóstol Pedro, ni pertenece al rebaño dado a Pedro por Dios". 

DEL LIBRO, "NO TODO EL QUE ME DICE: SEÑOR, SEÑOR", P. Daniel Gagnon, omi


Si deseas conocer más sobre tu fe católica visita nuestra página de Facebook. 



Nota importante: La publicidad que aparece en este portal es gestionada por Google y varía en función del país, idioma e intereses y puede relacionarse con la navegación que ha tenido el usuario en sus últimos días. 

Estimado lector: ¡Gracias por seguirnos y leer nuestras publicaciones. Queremos seguir comprometidos con este apostolado y nos gustaría contar contigo, si está en tus posibilidades, apóyanos con un donativo que pueda ayudarnos a cubrir nuestros costos tecnológicos y poder así llegar cada vez a más personas. ¡Necesitamos de ti!
¡GRACIAS!


No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Donaciones:

BÚSQUEDA POR TEMA

BÚSCANOS EN FACEBOOK

PUBLICACIONES POPULARES