Mostrando las entradas con la etiqueta pedro. Mostrar todas las entradas
Mostrando las entradas con la etiqueta pedro. Mostrar todas las entradas

martes, 23 de julio de 2019

Arqueólogos israelíes afirman haber hallado la casa de Pedro y Andrés

Posible casa de S. Pedro y S. Andrés en Galilea
ARQUEÓLOGOS ISRAELÍES AFIRMAN HABER HALLADO LA CASA DE PEDRO Y ANDRÉS

En una iglesia bizantina encontrada en El Araj, entre los lugares bíblicos de Cafarnaúm y Kursi Arqueólogos israelíes afirman haber hallado la casa de Pedro y Andrés

Aseguran que lo que hoy es una iglesia bizantina de la región de Galilea fue la antigua casa de dos discípulos de Jesús

Solamente se ha excavado un tercio de la iglesia, desde que se inició el proceso arqueológico hace dos años

Esta exploración está sacando a la luz un pueblo romano, con "cerámica, monedas, vajilla de piedra dura característica de los hogares judíos del siglo I"

Arqueólogos israelíes anunciaron este viernes el hallazgo de una iglesia en la región de Galilea, la cual aseguran fue erigida en el lugar de la antigua casa de los apóstoles Pedro y Andrés.

Esta iglesia bizantina fue encontrada en El Araj, entre los lugares bíblicos de Cafarnaúm y Kursi, anunció Mordechai Aviam, director de las excavaciones arqueológicas. Según Aviam, se trataría de Betsaida, un pueblo de pescadores donde nacieron Pedro y su hermano Andrés, según el Evangelio de Juan.

San Pedro, expescador, es considerado por la religión cristiana como uno de los primeros discípulos de Jesús. Para la Iglesia católica, es el primer papa.

La iglesia hallada se corresponde con la descripción que hace de ella el arzobispo bávaro Willibald, durante su viaje a Betsaida en 725: en aquel entonces indicó que una iglesia había sido construida en el lugar donde vivieron Pedro y Andrés, según Aviam. "Entre Cafarnaúm y Kursi, hay un único lugar que este visitante del siglo VIII describe como iglesia", subraya Aviam. "Y hemos descubierto" este templo.



"Solo hemos excavado un tercio de la iglesia, incluso algo menos, pero sí se trata de una iglesia, estamos seguros", declaró. "La estructura es la de una iglesia, las fechas [de construcción] son de la época bizantina, los mosaicos en el suelo son típicos" del periodo.

Se trataría de Betsaida, un pueblo de pescadores donde nacieron Pedro y su hermano Andrés, según el Evangelio de Juan

Las excavaciones, que comenzaron hace dos años, sacaron a la luz un pueblo romano, con "cerámica, monedas, vajilla de piedra dura característica de los hogares judíos del siglo I", precisó el director de la exploración arqueológica.

Otros sitios como el lugar de nacimiento de san Pedro podrían ser identificados. A dos kilómetros de El Araj, el lugar de Et Tell es objeto de una excavación desde 1987, en la que se hallaron ruinas de un antiguo templo romano.

Para el profesor estadounidense Steven Notley, asociado a las excavaciones en El Araj, hay que continuar las investigaciones antes de establecer con certeza que se trata de Betsaida. "Hallar una inscripción [...] que describa en memoria de quién fue construida" la iglesia sería una buena manera de garantizarlo, declaró al diario israelí Haaretz.

Francisco ante la tumba de Pedro
Fuente religión digital

Si deseas conocer más sobre tu fe católica, visita nuestra página de Facebook.

https://www.facebook.com/defiendetufecatolico/

TU DONATIVO NOS HACE FALTA Estimado lector: ¡Gracias por seguirnos y leer nuestras publicaciones. Queremos seguir comprometidos con este apostolado y nos gustaría contar contigo, si está en tus posibilidades, apóyanos con un donativo que pueda ayudarnos a cubrir nuestros costos tecnológicos y poder así llegar cada vez a más personas. ¡Necesitamos de ti!
¡GRACIAS!

NOTA IMPORTANTE: La publicidad que aparece en este portal es gestionada por Google y varía en función del país, idioma e intereses y puede relacionarse con la navegación que ha tenido el usuario en sus últimos días.

Nuestros artículos están hechos para la evangelización y difusión de la verdadera fe católica y pueden ser, usados, compartidos o publicados libremente en distintas páginas o foros, sin fines de lucro, siempre que se haga mención del autor del artículo, los créditos debidos y el nombre de ésta página, CATÓLICO DEFIENDE TU FE.


sábado, 27 de abril de 2019

San Pedro Chanel


SAN PEDRO CHANEL, RUEGA POR NOSOTROS Presbítero, misionero en Oceanía y Mártir
Memoria: 28 de abril.

Las islas Fiji son uno pequeños puntitos en el mapa, entre el ecuador y el trópico de Capricornio, en el inmenso océano Pacífico. Hoy día son posesión francesa y los habitantes, su mayoría católicos, viven en paz. Pero no siempre fue así. Ellos gozan del la herencia de San Pedro Chanel quien dió su vida allí por Cristo y su Iglesia.

Pierre-Louis-Marie Chanel nació en Cuet (Francia) el 12 de julio de 1803. Su familia era campesina y Pierre de niño fue pastorcito. Era muy buen estudiante y fue ordenado sacerdote a la edad de 24 años, en 1827. Lo asignaron a la parroquia de Crozet la cual estaba en decadencia y pronto comenzó a renovarse gracias a la devoción del joven sacerdote. Tenía don especial de servicio a los enfermos.

Ejerció durante algunos años el ministerio pastoral. Ingresó en la Compañía de María (padres Maristas) (1831). Enseñó en el seminario de Belley por cinco años. Fue con un compañero laico de 20 años de misionero y desembarcó en la isla Fortuna, Oceanía el 12 de noviembre de 1837. Encontró que el canibalismo solo recientemente se había prohibido pero la isla estaba dividida entre dos tribus que estaban continuamente en guerra.

En medio de dificultades de toda clase, consiguió convertir a algunos paganos. Aprendió el idioma nativo, cuidaba a los enfermos y enseñaba. Su ministerio le granjeó el odio Niuliki, jefe de la tribu musumusu, quien estaba celoso de la influencia del misionero que había convertido hasta algunos miembros de su familia. Mandó a unos sicarios que lo asesinaron a golpes en la isla Futuna el 28 de julio de 1841. Descuartizaron su cuerpo con hachas. Es el primer mártir de Oceanía.

Canonizado el 12 de junio de 1954 por el Papa Pío XII
Es patrón de Oceanía.

www.corazones.org

Si deseas conocer más sobre tu fe católica, visita nuestra página de Facebook.

https://www.facebook.com/defiendetufecatolico/

TU DONATIVO NOS HACE FALTA Estimado lector: ¡Gracias por seguirnos y leer nuestras publicaciones. Queremos seguir comprometidos con este apostolado y nos gustaría contar contigo, si está en tus posibilidades, apóyanos con un donativo que pueda ayudarnos a cubrir nuestros costos tecnológicos y poder así llegar cada vez a más personas. ¡Necesitamos de ti!
¡GRACIAS!

NOTA IMPORTANTE: La publicidad que aparece en este portal es gestionada por Google y varía en función del país, idioma e intereses y puede relacionarse con la navegación que ha tenido el usuario en sus últimos días.



lunes, 18 de febrero de 2019

San Pedro Damián


SAN PEDRO DAMIÁN, RUEGA POR NOSOTROS
21 de febrero Siglo XI

Memoria de san Pedro Damiani (Damiano o Damián), cardenal obispo de Ostia y doctor de la Iglesia. Habiendo entrado en el eremo de Fonte Avellana, promovió denodadamente la vida religiosa y en los tiempos difíciles de la reforma de la Iglesia trabajó para que los monjes se dedicasen a la santidad de la contemplación, los clérigos a la integridad de vida y para que el pueblo mantuviese la comunión con la Sede Apostólica. Falleció el día 22 de febrero en Favencia, de la Romagna.

Vida de San Pedro Damián

Dante Alighieri, en el canto XXI del Paraíso, coloca a San Pedro Damián en el cielo de Saturno, destinado en su Comedia a los espíritus contemplativos. El poeta pone en los labios del santo una breve y eficaz narración autobiográfica: la predilección por los alimentos frugales y la vida contemplativa, y el abandono de la tranquila vida de convento por el cargo episcopal y cardenalicio.

Pedro nació en Rávena en 1007; fue el último hijo de una numerosa familia, y como quedó huérfano de padre en temprana edad, fue ayudado por su hermano mayor, Damiano, y esto explica el apelativo de “Damián”.

Después de haber estudiado en Ravena, Faenza y Padua, fue profesor de la universidad de Parma, pero pronto abandonó el cargo y entró en el monasterio calandulense de Fonte Avellana, de cuyo monasterio fue elegido prior. En ese tiempo la Iglesia estaba destrozada por las discordias y los cismas, consecuencia de ese grave perjuicio que se llama simonía, compraventa de puestos eclesiásticos, y también de la ligereza con que el clero resolvía el problema del celibato. Entonces la Iglesia necesitaba hombres íntegros y preparados como el culto y austero Pedro Damián.

Estuvo al lado de seis Papas como “enviado mensajero de la paz”, y sobre todo colaboró con Hildebrando, el gran reformador que llegó a ser Papa con el nombre de Gregorio VII. Pedro Damián, después de varias peregrinaciones en la diócesis de Milán, en Francia y en Alemania, fue nombrado por Esteban IX cardenal y obispo de Ostia. Ya anciano, fue llamado por Ravena, su ciudad natal, para poner orden en el conflicto suscitado por los seguidores de un antipapa.

Murió en Faenza (Favencia), en 1072, cuando regresaba de la última misión de paz. Fue venerado inmediatamente como santo y su culto oficial fue reconocido en 1828 por el Papa León XII, que también lo proclamó doctor de la Iglesia por sus numerosos escritos de contenido teológico.

Si deseas conocer más sobre tu fe católica, visita nuestra página de Facebook.

https://www.facebook.com/defiendetufecatolico/

Nota importante: La publicidad que aparece en este portal es gestionada por Google y varía en función del país, idioma e intereses y puede relacionarse con la navegación que ha tenido el usuario en sus últimos días.

TU DONATIVO NOS HACE FALTA Estimado lector: ¡Gracias por seguirnos y leer nuestras publicaciones. Queremos seguir comprometidos con este apostolado y nos gustaría contar contigo, si está en tus posibilidades, apóyanos con un donativo que pueda ayudarnos a cubrir nuestros costos tecnológicos y poder así llegar cada vez a más personas. ¡Necesitamos de ti!
¡GRACIAS!



sábado, 16 de febrero de 2019

Pedro, ¿Me amas más que éstos?


PEDRO, ¿ME AMAS MAS QUE ÉSTOS?
Por Frank Morera

El Griego es un idioma muy rico en palabras, lo cual, lo hace muy difícil. Para nosotros amor o amar se expresa sólo con esta palabra. En Griego, hay tres palabras muy importante para decir “amor”

ἀγαπάω (agapáô), φιλέω([philéô), ἐράω( eráô).

1) φιλέω (philéô) Describe en general el amor afectuoso, basado en emociones y afectos. Es el amor entre amigos, entre familiares; es el cariño para quienes también nos tienen cariño. Se lo traduce correctamente como "querer”.

2) ἐράω (eráô) Se refiere al amor sensual. Es la raíz de la palabra "erotismo", y como tal describe el amor que se manifiesta en el plano físico.

3) ἀγαπάω (agapáô. Es un principio de acción y no una acción regida por sentimientos. Pone en acción las facultades superiores de la mente y de la inteligencia. El ἀγάπη [agápê] es el amor más puro y excelso, amor que no puede ser igualado, amor que obliga a una persona a sacrificarse en bien de otros. Implica reverencia para Dios y respeto a los prójimos. Es el amor de Dios, Dios nos ama con aγαπάω.

Al final del Evangelio de San Juan aparece la triple confesión que Jesús hace pronunciar a San Pedro delante de los Apóstoles, sin duda que en el contexto Judío tres afirmaciones corresponde al cierre de un negocio, en este contexto, con el tono solemne de JESÚS. corresponde a una alianza. ¿Cuál es el "negocio"? Apacentar a la Iglesia en nombre del Maestro. ¿Por qué? Porque DIOS es un DIOS de orden y conocía la necesidad de un pastoreo visible para mantener la unidad de la Iglesia. Recuerda que JESÚS le dijo al mismo Pedro: "Sobre esta piedra edifico MI Iglesia", pero místicamente tiene también un mensaje muy profundo que nos abre una ventana al espíritu de Pedro y a la obra que el Señor estaba e iba a hacer en él.

En esta triple confesión se utilizan dos de las palabras que hemos mencionado, ἀγαπάω (agapáô) y φιλέω([philéô) ambas tienen un significado profundo en este dialogo.

En esta triple confesión de San Juan 21, 15, comienza Jesús preguntando: "Simón hijo de Juan, ¿Me amas más que estos?". Acá Jesus utiliza la palabra AGAPE, o sea, Jesús le dice a Pedro: “Pedro me amas con amor divino como el Padre me ama a mí, con amor de SACRIFICIO?” A lo que Pedro responde: “Tú sabes que te amo”, pero Pedro acá responde con la palabra “phileo” o sea, Pedro responde: "Señor tú sabes que te amo como un amigo, o sea, con todas mis emociones".

Jesús le vuelve a preguntar por segunda vez: "Simón, hijo de Juan, ¿Me amas más que estos?" Acá Jesús vuelve a utilizar la palabra "AGAPE". A lo que Pedro vuelve a responder con la palabra “phileo”.

O sea, Jesús le pregunta a Pedro: "¿Me amas con amor de Dios?" y Pedro responde dos veces: “te amo con amor humano”, amor de emoción.

Por tercera vez, Jesús hace la pregunta, pero ahora dándose cuenta de que Pedro aún no ha abierto su corazón a las cosas de arriba, cambia las palabras y Jesús pregunta:

“Simón, ¿Me amas (phileo) más que estos?” Y Pedro, sin entender, responde: "Señor, tú lo sabes todo, tú sabes que de verdad yo te amo (phileo)".

Ahora sí podemos entender y encaja lo que Jesus dice después:

"Te aseguro que cuando eras joven, tú mismo te vestías e ibas a donde querías. Pero cuando seas viejo, extenderás tus brazos, y otro te atará y te llevará a donde no quieras".

Acá Jesús le dice a Pedro: "Pedro, ahora me amas con amor humano, de emoción (phileo), pero más adelante me vas a amar con amor divino (ágape) y sabrás lo que es, pues darás tu vida por mí".

¿Aprendió Pedro esta lección? Por supuesto que sí, el Espíritu Santo, el día de Pentecostés, irrumpió en el espíritu de Pedro y transformó el Phileo en Agape… así lo vemos en sus Epístolas:

1 Pedro 1:8
a quien amáis sin haberle visto, en quien creyendo, aunque ahora no lo veáis, os alegráis con gozo inefable y glorioso ;ἀγαπᾶτε (agapáte).

I Pedro 1:22
Habiendo purificado vuestras almas por la obediencia a la verdad, mediante el Espíritu, para el amor fraternal no fingido, amaos unos a otros entrañablemente, de corazón puro; ἀγαπήσατε [agapêsate]


Hermano pidamos al Espíritu de vida que irrumpa en nuestros corazones y transforme nuestro amor de Phileo, en Amor de Agape, tal como hizo en Pedro. Eso es lo que la Iglesia necesita. Eso es lo que el mundo necesita. Sólo el Santo Espíritu de Dios puede transformar el amor del hombre, en el amor de Dios.

¡Ven Espíritu Santo, renueva la faz de la tierra!

Si deseas conocer más sobre tu fe católica, visita nuestra página de Facebook.

https://www.facebook.com/defiendetufecatolico/

Nota importante: La publicidad que aparece en este portal es gestionada por Google y varía en función del país, idioma e intereses y puede relacionarse con la navegación que ha tenido el usuario en sus últimos días.

TU DONATIVO NOS HACE FALTA Estimado lector: ¡Gracias por seguirnos y leer nuestras publicaciones. Queremos seguir comprometidos con este apostolado y nos gustaría contar contigo, si está en tus posibilidades, apóyanos con un donativo que pueda ayudarnos a cubrir nuestros costos tecnológicos y poder así llegar cada vez a más personas. ¡Necesitamos de ti!
¡GRACIAS!


jueves, 7 de febrero de 2019

San Pedro de Jesús Maldonado


SAN PEDRO DE JESÚS MALDONADO, RUEGA POR NOSOTROS
11 de febrero Siglo XX

En Chihuahua, en México, san Pedro Maldonado, presbítero y mártir, que durante la persecución, arrestado mientras administraba el sacramento de la penitencia, alcanzó el triunfo del martirio al ser golpeado en la cabeza.


Vida de San Pedro de Jesús Maldonado

Era el mes de febrero de 1937. Desde la presidencia municipal del pueblo de Santa Isabel, en el estado de Chihuahua, se dejaba escuchar fuerte barullo enriquecido con algunos gritos, con palabras malsonantes, insultos, etc. Ocurría que un grupo de soldados golpeaba sin misericordia a un indefenso sacerdote.

Según se decía, desde el año de 1929 se habían hecho unos "arreglos" para que la pesadilla de la persecución terminase; arreglos en los cuales el propio presidente de la República, don Emilio Portes Gil, se había comprometido a que toda esa barbarie tocara fondo.

Era ya el período presidencial de don Lázaro Cárdenas. Había transcurrido otro anterior con don Abelardo Rodríguez.

¿Cuál era, entonces, la saña contra un cura que nada debía? ¿Era que la persecución se reanudaba?

Quizás lo que ocurría era que tal fobia contra la Iglesia Católica continuaba, aunque con mayor discreción, para evitar problemas de índole política, pero la idea de terminar de una vez por todas con la Iglesia y sus fieles, no había cejado.

Aquel pobre clérigo, postrado en el piso, sin sentido, prácticamente agonizante, era el Padre Pedro de Jesús Maldonado Lucero.

Pedro de Jesús nació en el Barrio de San Nicolás de la ciudad de Chihuahua, Chihuahua, a las 12 horas del día 15 de junio de 1892, y no el día ocho de junio en Sacramento, como erróneamente aparece en otras biografías y fue bautizado en la parroquia del Sagrario el 29 del mismo mes. Sus padres fueron Apolinar Maldonado y Micaela Lucero.

A la edad de nueve años entró en un colegio particular que dirigían los padres Paúles. Hasta los diecisiete años sintió el llamado de la vocación religiosa. Sus profesores le recomendaron seguir la carrera del sacerdocio y lo ayudaron para inscribirse en el Seminario de Chihuahua, mismo que por entonces atravesaba una situación de pobreza muy marcada que se reflejaba sobre todo en la alimentación para sus alumnos.

De tal situación Pedro de Jesús se tornó débil y enfermizo. A lo anterior habrá que añadir las circunstancias difíciles que desde 1914 se habían hecho presentes. Devino de allí la suspensión de clases en la institución formativa y que pronto los alumnos fueran dados de alta, listos para ordenarse. Aprovechando el tiempo Pedro de Jesús se dedicó a aprender música, estudiando piano, órgano y violín. El 10 de febrero, Miércoles de Ceniza, se dedicó a confesar e imponer ceniza. Como a las tres de la tarde se presentó en la casa de Boquilla del Río un grupo de hombres armados y borrachos, que iban a aprehender al Padre Maldonado.

La gente de la casa, obviamente lo quiso proteger aunque el Padre Maldonado pedía hablar con ellos, pero prevaleció la voz de los dueños de la casa y lo hicieron salir por una puerta trasera hasta un cuarto que estaba al fondo de la huerta, sitio hasta donde fue seguido por aquellos que lo perseguían.

Estando el padre dentro, le dijeron que si no salía quemarían el cuarto. El clérigo pidió a sus captores que esperaran un momento mientras le llevaban su sombrero, donde iba el relicario con Hostias consagradas que habían quedado. Con todo ello en la mano, salió de aquel cuartillo y entre la chusma que lo iba a detener, saltó la cerca.

Le fue ordenado caminar por delante de los caballos, descalzo, y seguido por algunas personas se dirigieron hasta Santa Isabel. El Padre Maldonado comenzó a rezar el rosario y todos contestaban, menos los esbirros, que en ocasiones trataban de echarle los caballos encima. Así recorrió casi tres kilómetros, hasta llegar a Santa Isabel.

En esa fecha, 11 de febrero de 1937, festividad de la Virgen de Lourdes, en el XIX aniversario de su Cantamisa, entregaba su vida al Señor.

Poco antes de morir, el padre Espino separó de la mano derecha del padre, -que tenía aferrada sobre el pecho-, el relicario, vacío. Había consumido las Hostias consagradas dentro de la presidencia.

El cadáver fue llevado a la casa episcopal y ataviado con todas las vestiduras sacerdotales, en un sencillo ataúd fue colocado en la capilla ardiente que se improvisó en la sala, y comenzó el gran desfile de fieles de la ciudad y de los poblados cercanos que en imponente e interminable manifestación de tristeza y admiración acudieron al lugar.

Llegaron al cuarto donde se hallaba. Dice el padre Gutiérrez: "Lo encontré en un estado verdaderamente lastimoso e incognoscible a causa de las heridas y golpes que tenía. Estaba inconsciente casi agónico. Tenía el cráneo materialmente levantado, la cara golpeada, los dientes quebrados, las manos arañadas y una pierna rota. Esto era lo que a primera vista se veía. Yo permanecí en el hospital toda la noche hasta la madrugada. Serían las cuatro de la mañana, ya del día 11, cuando murió. Estaban ahí el padre Espino y algunos familiares". "TÚ ERES SACERDOTE"

El sangriento asesinato del Padre Maldonado provocó la molestia de la población, que pese a las amenazas, se movilizó en una manifestación pidiendo el respeto y la libertad de culto.

La fama de martirio permanece viva en la memoria de muchos fieles. Su muerte puede presentarse como modelo de fortaleza cristiana.

La Beatificación del Siervo de Dios Pedro de Jesús Maldonado se realizó el 22 de noviembre de 1992, por S.S. Juan Pablo II, en la Basílica de San Pedro, en el Vaticano.

La Canonización del Beato Pedro de Jesús Maldonado, junto con sus 24 compañeros Mártires de la persecución religiosa en México, se realizó el 21 de Mayo del Año Jubilar 2000, en la Plaza de San Pedro.

Actualmente las reliquias de San Pedro de Jesús Maldonado Lucero se veneran en la Catedral de Chihuahua.

Su ordenación sacerdotal tuvo lugar en 1918, en El Paso, Texas, pues el obispo de Chihuahua estaba enfermo en ese tiempo, por lo cual fue el señor obispo Antonio J. Schuler, S.J., quien el día 25 de enero de 1918 le impuso las manos.

Su primera misa la cantó en la ciudad de Chihuahua, en la parroquia de la Sagrada Familia, el 11 de febrero, festividad de la Virgen de Lourdes. Lo destinaron de inmediato a San Nicolás de Carretas, atendiendo también pueblos como Cusihuiriachi y Jiménez. El 1 de enero de 1924 se le nombró párroco de Santa Isabel donde estuvo hasta su muerte, en 1937.

Se dedicó con entusiasmo a la catequesis de niños. El Padre Maldonado era todo un artista, cantaba, representaba actos teatrales y escénicos y con ello atraía a todo mundo, pero también atendió con largueza su ministerio reorganizando las asociaciones que había y fundó nuevos grupos de apostolado, cofradías y comunidades piadosas.

Se incrementaron la Adoración Nocturna y la Adoración Perpetua al Santísimo Sacramento. Fomentó el amor y la devoción a la Santísima Virgen por medio de la asociación "Hijas de María" y demás asociaciones marianas. Era apóstol incansable con tal de ganarse a todos para Cristo.

En 1926 se desató la persecución religiosa, se suspendió el culto público, se cerraron templos, seminarios y escuelas, murieron varios sacerdotes y cristeros en la desigual lucha por la libertad religiosa que vino a concluir en 1929 con los "arreglos" del presidente Portes Gil.

No obstante, en Chihuahua fue menos dura gracias a que las autoridades se comportaron algo más inteligentes, lo que no quitó que el Padre Pedro de Jesús tuviera que abandonar el edificio parroquial y ejercer su ministerio desde fuera, escondiéndose de las autoridades civiles y militares.

De 1929 a 1934 pudo dedicarse con celo a cimentar la fe de sus feligreses, a fomentar la devoción al Santísimo Sacramento y a la Santísima Virgen María; el respeto al Santo Padre y a los legítimos pastores de la Iglesia, a la vez que trataba de liberarlos de errores y vicios.

Pero en 1931 estalla una nueva racha de persecución aún más terrible que la anterior precisamente en Chihuahua. El pretexto era hacer cumplir los preceptos hostiles para quedar bien con el Presidente Lázaro Cárdenas, quien trataba de intensificar la enseñanza socialista y comunista en las escuelas.

Por tanto, se desató una encarnizada persecución en contra de los sacerdotes. Se cerraron de nuevo los templos, se obligó a los maestros a firmar declaraciones y adhesiones impías y se prohibieron, desde luego, las manifestaciones de protesta.

El 14 de marzo de 1932 el Padre Maldonado fue detenido por orden del gobierno; un testigo declara:

"Me contaba el Padre Pedro que lo llevaron de noche por lugares fuera de la ciudad y lo bajaban del automóvil formándole cuadro de fusilamiento... Se lo llevaron a El Paso, Texas, USA... y le dijeron: "cuidadito y no regreses a México, ya sabes lo que te espera".

Permaneció algunos días en El Paso, pero "su corazón estaba en su parroquia y no pudiendo soportar más, pidió reiteradamente a su Prelado le permitiera regresar porque le consumía el pensar que sus feligreses se hallaban solos, y sus ovejas sin pastor". Por fin, temiendo por su vida, el Sr. Obispo le permitió regresar.

En 1934, el Padre Maldonado fue nuevamente detenido, amenazado y maltratado por la policía. Inclusive lo amenazaron de muerte, razón que tuvo para dirigirse a El Paso, Texas, asombrando al mismo tiempo a sus perseguidores por su entereza y valor.

En el destierro edificó a sus hermanos sacerdotes por la actitud de su proceder y pensar siempre congruentes, por su humildad y espíritu de oración.

Tan pronto como le fue posible, aun temiendo por su vida, regresó a la parroquia de Santa Isabel, luego de pasar enfermo unas semanas en la ciudad de Chihuahua, con unas fiebres que lo tuvieron postrado.

Todavía convaleciente fue al lado de su feligresía. Por todas partes impartía los sacramentos, celebraba la Santa Misa, daba instrucción religiosa, dirigía y orientaba a sus fieles.

Pero en Santa Isabel no pudo continuar su trabajo. De allí se dirigió al rancho de "El Pino", en donde permaneció un año, hasta que en 1936 decidió quedarse en un poblado cerca de Santa Isabel, llamado Boquilla del Río, donde una heroica familia cristiana convirtió su casa en oratorio, en la que casi públicamente celebraba los actos de culto. Inclusive, con no pocas dificultades, la Cuaresma de 1937 se celebró ahí con solemnidad.

El 10 de febrero, Miércoles de Ceniza, se dedicó a confesar e imponer ceniza. Como a las tres de la tarde se presentó en la casa de Boquilla del Río un grupo de hombres armados y borrachos, que iban a aprehender al Padre Maldonado.

La gente de la casa, obviamente lo quiso proteger aunque el Padre Maldonado pedía hablar con ellos, pero prevaleció la voz de los dueños de la casa y lo hicieron salir por una puerta trasera hasta un cuarto que estaba al fondo de la huerta, sitio hasta donde fue seguido por aquellos que lo perseguían.

Estando el padre dentro, le dijeron que sin no salía quemarían el cuarto. El clérigo pidió a sus captores que esperaran un momento mientras le llevaban su sombrero, donde iba el relicario con Hostias consagradas que habían quedado. Con todo ello en la mano, salió de aquel cuartillo y entre la chusma que lo iba a detener, saltó la cerca.

Le fue ordenado caminar por delante de los caballos, descalzo, y seguido por algunas personas se dirigieron hasta Santa Isabel. El Padre Maldonado comenzó a rezar el rosario y todos contestaban, menos los esbirros, que en ocasiones trataban de echarle los caballos encima. Así recorrió casi tres kilómetros, hasta llegar a Santa Isabel.

Llegaron a la presidencia. El Padre Maldonado entró, pero los que estaban esperando impidieron que pasara la gente que venía acompañándolo. Al entrar el presidente municipal lo tomó de los cabellos y le propinó un fuerte golpe. Al llegar al segundo piso de la presidencia municipal, Andrés Rivera, cacique de los políticos de la región, lo recibió con un tremendo pistoletazo en la frente, descalabrándolo y saltándole el ojo izquierdo.

Luego los esbirros siguieron golpeando al indefenso Padre Maldonado con las culatas de los rifles, arrastrándole por la escalera hasta la planta baja. El Padre Maldonado cayó y soltó el relicario que se abrió, regándose las Hostias consagradas por el piso.

El señor Jesús Salcido las recogió y se las dio al Padre Maldonado diciéndole: "Cómete eso". Esta última comunión, de manos de sus propios verdugos, fue como respuesta a lo que el Padre Maldonado había pedido a Dios en una Hora Santa celebrada tiempo atrás: que le concediera recibir la Sagrada Comunión en sus últimos momentos.

Los esbirros siguieron golpeándolo a puntapiés y con las culatas de los rifles. El Padre Maldonado quedó inconsciente, en estado de coma, bañado con su inocente sangre.

Unas mujeres consiguieron un carro que les llevara a Chihuahua para pedir garantías al gobernador, quien se limitó a enviar una comisión de la policía para que recogiera al herido. Cuando éstos llegaron a Santa Isabel el Padre Maldonado permanecía tirado en el piso, moribundo, lleno de golpes en la cabeza, cara, brazos, espalda y en todo el cuerpo. Los policías levantaron un acta haciendo constatar el estado en que lo recibían para que, si se les moría en el camino, no los culpara a ellos. Lo echaron en la camioneta y se lo llevaron a Chihuahua.

Llegando a la ciudad lo entregaron a la dirección del Hospital Civil. El señor obispo Antonio Guizar y Valencia, al saber lo ocurrido, envió al padre Espino (después nombrado obispo) y al padre Sixto Gutiérrez para que se enteraran del estado del Padre Maldonado y vieran qué se podía hacer.

Llegaron al cuarto donde se hallaba. Dice el padre Gutiérrez: "Lo encontré en un estado verdaderamente lastimoso e incognoscible a causa de las heridas y golpes que tenía. Estaba inconsciente casi agónico. Tenía el cráneo materialmente levantado, la cara golpeada, los dientes quebrados, las manos arañadas y una pierna rota. Esto era lo que a primera vista se veía. Yo permanecí en el hospital toda la noche hasta la madrugada. Serían las cuatro de la mañana, ya del día 11, cuando murió. Estaban ahí el padre Espino y algunos familiares".

En esa fecha, 11 de febrero de 1937, festividad de la Virgen de Lourdes, en el XIX aniversario de su Cantamisa, entregaba su vida al Señor.

Poco antes de morir, el padre Espino separó de la mano derecha del padre, -que tenía aferrada sobre el pecho-, el relicario, vacío. Había consumido las Hostias consagradas dentro de la presidencia.

El cadáver fue llevado a la casa episcopal y ataviado con todas las vestiduras sacerdotales, en un sencillo ataúd fue colocado en la capilla ardiente que se improvisó en la sala, y comenzó el gran desfile de fieles de la ciudad y de los poblados cercanos que en imponente e interminable manifestación de tristeza y admiración acudieron al lugar.

A las seis de la tarde se inició la procesión fúnebre: los sacerdotes y militares de personas de todas las clases sociales caminaban a pie, iban carros particulares y todos los carros de alquiler de la ciudad.

En el trayecto al Cementerio de Dolores, distante poco más de ocho kilómetros de la ciudad, se rezó el rosario y se entonaron cantos religiosos y vivas a Cristo Rey, a la Santísima Virgen de Guadalupe y al Papa.

El ataúd fue colocado en un lote de la familia Enríquez. Mas tarde se hizo el diseño de un sencillo monumento, y en él la inscripción:

"TÚ ERES SACERDOTE"

El sangriento asesinato del Padre Maldonado provocó la molestia de la población, que pese a las amenazas, se movilizó en una manifestación pidiendo el respeto y la libertad de culto.

La fama de martirio permanece viva en la memoria de muchos fieles. Su muerte puede presentarse como modelo de fortaleza cristiana.

La Beatificación del Siervo de Dios Pedro de Jesús Maldonado se realizó el 22 de noviembre de 1992, por S.S. Juan Pablo II, en la Basílica de San Pedro, en el Vaticano.

La Canonización del Beato Pedro de Jesús Maldonado, junto con sus 24 compañeros Mártires de la persecución religiosa en México, se realizó el 21 de Mayo del Año Jubilar 2000, en la Plaza de San Pedro.

Actualmente las reliquias de San Pedro de Jesús Maldonado Lucero se veneran en la Catedral de Chihuahua.



Si deseas conocer más sobre tu fe católica, visita nuestra página de Facebook.

https://www.facebook.com/defiendetufecatolico/

Nota importante: La publicidad que aparece en este portal es gestionada por Google y varía en función del país, idioma e intereses y puede relacionarse con la navegación que ha tenido el usuario en sus últimos días.

TU DONATIVO NOS HACE FALTA Estimado lector: ¡Gracias por seguirnos y leer nuestras publicaciones. Queremos seguir comprometidos con este apostolado y nos gustaría contar contigo, si está en tus posibilidades, apóyanos con un donativo que pueda ayudarnos a cubrir nuestros costos tecnológicos y poder así llegar cada vez a más personas. ¡Necesitamos de ti!
¡GRACIAS!



viernes, 21 de diciembre de 2018

San Pedro Canisio


SAN PEDRO CANISIO, RUEGA POR NOSOTROS
21 de diciembre Siglo XVI

San Pedro Canisio, presbítero de la Compañía de Jesús y doctor de la Iglesia, el cual, enviado a Alemania, se dedicó con ahinco a defender la fe católica y a confirmarla con la predicación y los escritos, entre los que sobresale el Catecismo, encontrando el reposo de sus trabajos en Friburgo, población de Suiza. Martirologio romano


Si deseas conocer más sobre tu fe católica, visita nuestra página de Facebook.

https://www.facebook.com/defiendetufecatolico/
Nota importante: La publicidad que aparece en este portal es gestionada por Google y varía en función del país, idioma e intereses y puede relacionarse con la navegación que ha tenido el usuario en sus últimos días.

TU DONATIVO NOS HACE FALTA Estimado lector: ¡Gracias por seguirnos y leer nuestras publicaciones. Queremos seguir comprometidos con este apostolado y nos gustaría contar contigo, si está en tus posibilidades, apóyanos con un donativo que pueda ayudarnos a cubrir nuestros costos tecnológicos y poder así llegar cada vez a más personas. ¡Necesitamos de ti!

¡GRACIAS!


miércoles, 21 de noviembre de 2018

Cinco palabras Bíblicas que demuestran el primado de Pedro


CINCO PALABRAS BÍBLICAS QUE DEMUESTRAN EL PRIMADO DE PEDRO

En este artículo quiero dar cinco argumentos basados en cinco palabras bíblicas que fundamentan la doctrina del primado petrino. Es importante entender que la biblia fue escrita en diversos idiomas, griego, hebreo, arameo, pero no en idiomas actuales como el ingles o el español, esto debe tenerse en cuenta a la hora de interpretar pasajes bíblicos pues muchas palabras pueden perder su fuerza, sentido o connotación al traducirse, solo a la luz del idioma original podremos tener una fiel interpretación del texto bíblico.

En el caso del primado de Pedro, como veremos, ocurre esto, si somos fieles al idioma original de los evangelios la evidencia de una autoridad petrina sobre el resto de los apóstoles es incuestionable, y esto es lo que pretendo demostrar con este breve artículo. Nuestros hermanos protestantes no tienen en cuenta estas palabras a la hora de interpretar los textos bíblicos del primado petrino, olvidándose de ellas o bien ignorándolas, bien porque no buscan la verdad , otros por desconocimiento, otros simplemente por mala fe.

Pasaré a analizar estas palabras que creo son claves en el desarrollo de este tema tan debatido actualmente:

1.-APACENTAR-“βόσκω”

15 Después de haber comido, dice Jesús a Simón Pedro: "Simón de Juan, ¿me amas más que éstos?" Le dice él: "Sí, Señor, tú sabes que te quiero." Le dice Jesús: "Apacienta mis corderos."

16 Vuelve a decirle por segunda vez: "Simón de Juan, ¿me amas?" Le dice él: "Sí, Señor, tú sabes que te quiero." Le dice Jesús: "Apacienta mis ovejas."

17 Le dice por tercera vez: "Simón de Juan, ¿me quieres?" Se entristeció Pedro de que le preguntase por tercera vez: "¿Me quieres?" y le dijo: "Señor, tú lo sabes todo; tú sabes que te quiero." Le dice Jesús: "Apacienta mis ovejas. Juan 21:15-17


El Señor usa dos veces la palabra griega apacentar “βόσκω” y luego una vez usa la palabra pastorear “ποιμαίνω”. Dos palabras diferentes indican pues dos misiones diferentes. Además podemos establecer una relación entre apacentar y pastorear con ovejas y corderos de forma que quede más clara la misión de San Pedro.

Curiosamente solamente con San Pedro se usa “βόσκω”, nunca se usa con ningún otro apóstol del Señor. Sin embargo la palabra “ποιμαίνω" es usada con todos los discípulos del Señor, (hechos 20:28).

POIMANO - ποιμαίνω - pastorear.

BOSKO-βόσκω- apacentar


Es distinto pastorear que apacentar, pastorear conlleva a cuidar el ganado, vigilarlo, apacentar significa dar de comer, alimentar al ganado.

Dos palabras diferentes para dos misiones diferentes, y una de ellas exclusiva para Pedro, esto significa, San Pedro tenia una misión especial.

2.-PRIMERO-πρωτος

La cita en cuestión es:

Mateo 10, 2: “Los nombres de los doce apóstoles son éstos: el primero [πρωτος], Simón, llamado Pedro…”.
Pues bien, la palabra "primero" en este texto no significa un primero en orden, puesto que no le acompaña el segundo, el tercer, etc....Entonces que significa esta palabra?

La traducción directa es : principal, mas importante, jefe. Recordemos el primer discípulo en seguir a Cristo fue Andres, y no Pedro(Juan 1:35-40), por tanto empezar por Pedro como el primer discípulo en seguirle, carece también de sentido.

Veamos tres evidencias biblicas donde πρωτος es traducido como principal, jefe:

Pero los judíos instigaron a mujeres piadosas y distinguidas, y a los principales de la ciudad, y levantaron persecución contra Pablo y Bernabé, y los expulsaron de sus límites. Hechos 13:50

Y los principales sacerdotes y los más influyentes de los judíos se presentaron ante él contra Pablo, y le rogaron. Hechos 25:2

Aconteció que tres días después, Pablo convocó a los principales de los judíos, a los cuales, luego que estuvieron reunidos, les dijo: Yo, varones hermanos, no habiendo hecho nada contra el pueblo, ni contra las costumbres de nuestros padres, he sido entregado preso desde Jerusalén en manos de los romanos. hechos 28:17


En todos estos textos principal, es πρωτος misma palabra que se usa en Mateo 10:2 para referirse a Pedro, asi que San Mateo nos esta diciendo que Pedro era el principal, el jefe de los 12 apóstoles.

3.-CEFAS-Κηφᾶς

El texto bíblico de análisis es :

Y le trajo a Jesús. Y mirándole Jesús, dijo: Tú eres Simón, hijo de Jonás; tú serás llamado Cefas [a] (que quiere decir, Pedro[b]).Juan 1: 42

Cefas es una palabra, hebrea (Kepha) que significa piedra, es decir, que Simón el hijo de Jonas, pasa a ser Kepha, o latinizado Cefas, es al único apóstol que Cristo el cambia el nombre. Esto es sumamente importante porque cuando en la biblia se cambia el nombre a alguien es porque Dios tiene una misión especial destinada para él, eso paso con Abraham cuando se le cambio el nombre para ser padre de multitudes (Genesis 17:3-6) o con Jacob (Genesis 32:27-29) por su valentia.

Entonces porque en Juan 1:42 se le cambia el nombre a Simón, pero no se explica cual es su misión o el motivo? simplemente porque la biblia debe entenderse como un todo y por tanto debe interpretarse conforme al pasaje de Mateo 16:17-19 donde se le da a Pedro su misión.

17 Entonces le respondió Jesús: Bienaventurado eres, Simón, hijo de Jonás, porque no te lo reveló carne ni sangre, sino mi Padre que está en los cielos.

18 Y yo también te digo, que tú eres Pedro,[a] y sobre esta roca[b] edificaré mi iglesia; y las puertas del Hades no prevalecerán contra ella.

19 Y a ti te daré las llaves del reino de los cielos; y todo lo que atares en la tierra será atado en los cielos; y todo lo que desatares en la tierra será desatado en los cielos. Mateo 16:17-19


La única manera de entender el cambio de nombre es ver a Pedro como la roca de la Iglesia sobre la cual fueron puestos sus cimientos y como a aquel a quien el Salvador le dio las llaves de su reino. Si esto no se interpreta así, el cambio de nombre a Pedro seria absurdo, porque no cambiar el nombre a Andres, su primer apóstol? o a juan, el amado? o a Judas? no, se lo cambio a Pedro exclusivamente y por una misión la cual solo podemos hallarla en Mateo, pues la correspondencia entre "yo te digo tu eres Pedro", y "serás llamado Cefas, que significa Pedro "(Mateo 16:18 vs Juan 1:42) que establece la Reina Valera, es mas que evidente.

Juan prefiere mantener la palabra aramea original, transliterada al griego como Κηφᾶς mientras mateo, la pasa a lo mas similar en griego PETROS, es por ello que la reina valera entiende que donde va Kefas, se refiere a Petros, o sea Pedro.

4.-KLEIS-κλεῖς

La cita biblica en cuestión es:

Y a ti te daré las llaves del reino de los cielos; y todo lo que atares en la tierra será atado en los cielos; y todo lo que desatares en la tierra será desatado en los cielos. Mateo 16:19.

La palabra KLEIS significa llaves, y es usada en este pasaje para indicar que quien tiene las llaves es Cristo, y el se las DARA a San Pedro. Es al único apóstol a quien se le dan las llaves. En el pasaje Mateo 18:18 no se mencionan llaves, sino la autoridad de atar y desatar que es dada a toda la Iglesia, colegio episcopal, mientras en Mateo 16:19 la autoridad de atar y desatar se da al Primero, a San Pedro, y solo a el las llaves del reino de los cielos. Las llaves son símbolo de autoridad y poder, así lo demuestra la escritura en diversos pasajes:(Lucas 11:52, Apocalipsis 3:7, Apoc 1:18,Isaias 22:22). Pues bien en este pasaje esas llaves (κλεῖς) son exclusivamente para San Pedro.

5.-ἱστορῆσαι-HISTORESAI

El pasaje bíblico en cuestión es:

Después, pasados tres años, subí a Jerusalén para ver a Pedro, y permanecí con él quince días; Gálatas 1:18

Esta palabra traducida en la RV como IR A VER, realmente significa visitar a una persona distinguida ( según el diccionario Strong). Es decir, Pablo visito a Cefas, o sea a Pedro, por atención y respeto, por ser una persona distinguida, eso es lo que quiso decir San Pablo con historesai, esto nos demuestra como Cefas era ya apreciado en la primera comunidad cristiana, tanto que San Pablo debe ir a Jerusalén a verle para que este le de el visto bueno y pueda seguir predicando, recordemos que san Pedro no era obispo de Jerusalén sin embargo Pablo va a Jerusalén solamente a visitarle, con este fin, de darle sus respetos como líder de la comunidad cristiana.

En el griego existe otra palabra para visitar: ἐπισκέπτομαι que se traduce como visitar, ir a ver, etc, es usada en Santiago 1:27 ,Hechos 7:23,Hechos 15:36 que bien podía haberse usado en la cita de Gálatas, pero no se uso, si la intención de Pablo era visitar a Pedro como lo hizo Bernabé en Hechos 15:36 habrían usado la misma Palabra.

Veamos ambas citas:

Después de algunos días, Pablo dijo a Bernabé: Volvamos a visitar (ἐπισκέπτομαι) a los hermanos en todas las ciudades en que hemos anunciado la palabra del Señor, para ver cómo están. Hechos 15:36

Después, pasados tres años, subí a Jerusalén para ver (ἱστορέω) a Pedro, y permanecí con él quince días; Galatas 1:18

Nota: la Reina Valera de 1977 dice "para visitar a Pedro".

No se trataba de una simple visita de hermano a hermano, como Hechos 15:36, la visita de Pablo a Pedro era algo más importante, era visitar a el lider, el jefe de los cristianos y es por eso que se usa una nueva y exclusiva palabra, ἱστορέω, solo con Pedro.
Apologista: J. Manuel. U. Rodríguez.

Cortesía de nuestra página hermana, Blog Convertidos Católicos-Religion en Libertad


Si deseas conocer más sobre tu fe católica, visita nuestra página de Facebook.

https://www.facebook.com/defiendetufecatolico/

Nota importante: La publicidad que aparece en este portal es gestionada por Google y varía en función del país, idioma e intereses y puede relacionarse con la navegación que ha tenido el usuario en sus últimos días.

TU DONATIVO NOS HACE FALTA Estimado lector: ¡Gracias por seguirnos y leer nuestras publicaciones. Queremos seguir comprometidos con este apostolado y nos gustaría contar contigo, si está en tus posibilidades, apóyanos con un donativo que pueda ayudarnos a cubrir nuestros costos tecnológicos y poder así llegar cada vez a más personas. ¡Necesitamos de ti!
¡GRACIAS!



lunes, 22 de octubre de 2018

San Pedro, Príncipe de los Apóstoles


SAN PEDRO, PRÍNCIPE DE LOS APÓSTOLES
Por Álvaro Molina


Para toda la cristiandad católica San Pedro es el primer Papa de la historia. Y sí, ya sabemos que la palabra Papa no aparece en la biblia, y eso se debe a que la biblia no es un diccionario, ni es un diario de adolescentes donde aparecerá anotado hasta el último suspiro. La biblia no es más que la parte escrita de la Tradición, la cual solamente Satanás usa para tratar de confundir y sembrar dudas en la fe de los demás.

En la biblia sobran pasajes para entender que Simón Bar-Jona, a quien Jesús luego renombró como Pedro, es el primero de los apóstoles, y por consiguiente a él le fue dejado lo que hoy conocemos como el Ministerio Petrino, ministerio que ha sido legado a una ininterrumpida cadena de sucesores, hasta nuestros días, con el Papa Francisco.

San Lucas 5,1-8
* Pedro fue el que reconoció la mano del Señor en la pesca milagrosa.

San Mateo 16,15-16
* Pedro fue el que reconoció a Jesús como el Mesías, el Hijo de Dios.

San Mateo 16,17-18; San Juan 1,42
* Pedro fue el único a quien Jesús le cambió el nombre por uno que tiene un profundo significado, explicado por el propio Jesús.

San Mateo 16,19
* A Pedro le fueron dadas las llaves del reino de los Cielos.

* A Pedro le fue dado el poder de atar y desatar así en la tierra como en el cielo.

San Juan 21,15-17
* Fue a Pedro que Jesús le encargó cuidar tanto de Sus corderos como de Sus ovejas.

Hechos 2,14-41
* Pedro, como líder de los apóstoles, fue el que dio el discurso en Pentecostés.

San Mateo 10,2-4; San Marcos 3,16-19; San Lucas ,13-16; Hechos 1,13
* En los evangelios, cuando leemos la lista completa de los nombres de los apóstoles, el primero siempre es Pedro.

San Lucas 22, 31-32
* Jesús oró a Dios por Pedro, cuando a Satanás se le concedió zarandearlo como al trigo. Jesús le encargó a Pedro la tarea de confirmar a sus hermanos.

San Juan 20,3-8
* Juan esperó a que Pedro fuera el primero en entrar al sepulcro.

También contamos con citas que dejan muy claro que Pedro es la piedra sobre la cual Cristo construye su Iglesia. Es más que claro que Pedro no iba a vivir para siempre, por eso su responsabilidad, la que hoy llamamos Ministerio Petrino, es una que se traspasa a sus sucesores, de forma ininterrumpida, hasta nuestros días. Quienes asumen ese ministerio, reciben sobre sus hombros la misma responsabilidad de Pedro, la de ser la piedra en la cual se levanta la Iglesia de Cristo.

Hablando un poco sobre las diversas figuras, usadas en la biblia para reflejar las estructuras de la Iglesia, tenemos los siguientes pasajes:

Pedro es la piedra: San Mateo 16,18-19

Cristo es el cimiento: 1 Corintios 10,4; 1 Corintios 3,10-11

Cristo es la piedra angular: Efesios 2,20

Los apóstoles y los profetas son cimientos: Efesios 2,20

Los sacerdotes y los creyentes son piedras vivas: 1 Pedro 2,5

Pedro es la piedra amplia y sólida, que sirve de base a la Iglesia. Sobre esa piedra es que Jesús, cimiento y piedra angular, levanta su Iglesia. No la levanta sobre arena, ni sobre arcilla, ni sobre un pedregal, sino que sobre una piedra amplia, firme, sólida.

Pero la figura de la piedra no existe solamente en el Nuevo Testamento. Jesús no fue el primero en darnos a conocer a la piedra. Sobre la piedra podemos encontrar una profecía en el Antiguo Testamento, en Daniel 2,34 donde nos narra cómo una piedra, sin que mano alguna la moviera, fue lanzada hasta impactar los pies de una gigantesca estatua, que eran de hierro y barro. La estatua cayó y se pulverizó hasta desaparecer, y la piedra se convirtió en un inmenso monte que ocupó toda la tierra.

Este mismo pasaje de Daniel 2,34 también explica por qué la Iglesia de Cristo tiene su sede en Roma actualmente. No es algo que se dio de la nada, sino que ya estaba profetizado que así sucedería. Ese pasaje narra la destrucción de una enorme estatua cuya cabeza es de oro, su pecho y brazos de plata, su abdomen y espaldas de bronce y sus piernas y pies de hierro y barro. El oro representa al reino Babilonio. La plata representa al reino Persa. El bronce representa al reino Griego. El hierro mezclado con barro representa al Imperio Romano. Luego veremos que la piedra es lanzada, sin intervención de mano alguna, o sea que no se trata de algo por mano de hombres, sino que por la voluntad de Dios. La piedra impacta a la estatua en los pies de hierro y barro, que representan al cuarto reino, que es el Imperio Romano. Luego la estatua cae, y todos los otros materiales que la componían, oro, bronce, plata, junto con el hierro y el barro, se pulverizan y son esparcidos por el viento hasta desaparecer. Entonces la piedra, en el lugar donde estaban los pies de la estatua, se transforma en un inmenso monte, que llega a abarcar a toda la tierra.

La piedra fue lanzada hacia Roma. Pedro estuvo en Roma (1 Pedro 5,13), y desde ahí Pedro sembró muchísimas semillas, engendró muchísimos hijos espirituales, de los cuales surgieron muchísimas comunidades cristianas, que poco a poco fueron creciendo, con lo cual poco a poco fueron minando el destructivo poder del Imperio Romano, el cual, bajo el mando del emperador Constantino, finalmente otorgó libertad de culto al cristianismo, promulgada en el edicto de Milán, en el año 313. Con esto el cristianismo dejó de ser perseguido y ya no fue necesario seguir ocultándose en catacumbas. La piedra había impactado en los pies del cuarto reino, y la estatua comenzaba a caer. Con el tiempo el Imperio Romano desapareció, y el cristianismo comenzó a esparcirse por todo el antiguo mundo. La piedra (Pedro), situada en el mismo lugar donde antes estaban los pies de la estatua, comenzó a transformarse en un inmenso monte.

La piedra no puede ser Cristo, argumento en el cual algunos porfían, por la simple razón de que Cristo no destruyó reino alguno de la tierra. Al ascender Jesús a los Cielos, todos los reinos quedaron intactos, pero la misión de derribar a ese reino de piernas de hierro, y a toda la herencia pagana de los reinos anteriores a el, fue legada a Pedro, y a los sucesores de Pedro. Pedro llevó esa misión a Roma, dando cabal cumplimiento a la profecía en Daniel 2,34. Al morir San Pedro, su misión pasó a San Lino, luego a San Anacleto, después a San Clemente, luego a San Evaristo, y así sucesivamente. La profecía tenía que cumplirse.

Ninguna palabra escrita en la biblia está ahí por casualidad o a la deriva. No es por casualidad que en San Mateo 16,13 se menciona que Jesús llegó a Cesarea de Filipo, lugar en donde Simón Bar-Jona recibió el nombre de Pedro, las llaves del Reino de los Cielos, y el poder de atar y desatar tanto en la tierra como en el Cielo. Estamos hablando de Cesarea de Filipo, una de las regiones nombradas de esa manera para congraciarse con los césares, es decir con el Imperio Romano. O sea que Jesús escogió una de las regiones que representaba al Imperio más que otras. El nombramiento de Pedro no ocurrió en Galilea, ni en Jerusalén, ni en Belén o Nazareth. Tenía que ser en una región que representara las piernas y pies de aquel gigante de diversos metales, que en aquel entonces no era otro que el Imperio Romano.

Iniciamos este artículo indicando que la palabra Papa no aparece en la biblia. Sin embargo la biblia sí indica que Simón Bar-Joná fue nombrado padre por Jesús. La palabra Papa no es más que otra forma de decir padre, título que Jesús le otorgó a Simón Bar-Joná. En San Mateo 16,19 Jesús le da las llaves a Pedro y también poder para atar o desatar así en la tierra como en el cielo. Es decir que Jesús, siendo el rey, le deja las llaves del reino a Pedro, para que Pedro sea el que abra o cierre, mientras el rey regresa. Si Pedro ata, nadie desatará. Si Pedro desata, nadie atará. Esto es algo que encontramos en el Antiguo Testamento, en el libro de Isaías.

Isaías 22,20-22: «Aquel día llamaré a mi siervo Elyaquim, hijo de Jilquías. Le revestiré de tu túnica, con tu fajín le sujetaré, tu autoridad pondré en su mano, y será él un padre para los habitantes de Jerusalén y para la casa de Judá. Pondré la llave de la casa de David sobre su hombro; abrirá, y nadie cerrará, cerrará, y nadie abrirá. Le hincaré como clavija en lugar seguro, y será trono de gloria para la casa de su padre.»

Ahí queda claro que quien tiene las llaves es un padre para los habitantes del reino. Son los que no pertenecen al reino los que no reconocen al custodio de las llaves como padre, con lo cual también rechazan la autoridad del rey que dejó sus llaves en manos de su mayordomo.

El Ministerio Petrino es una responsabilidad pesada y enorme. Todos los titulares de ese ministerio lograron llevar a cabo su misión gracias a la oración. Nosotros hoy tenemos que orar por nuestro obispo en Roma, para que en su trabajo él reciba ayuda de lo alto, para que ese ministerio siga creciendo hasta cubrir la tierra por completo.


Si deseas conocer más sobre tu fe católica, visita nuestra página de Facebook.

https://www.facebook.com/defiendetufecatolico/

Nota importante: La publicidad que aparece en este portal es gestionada por Google y varía en función del país, idioma e intereses y puede relacionarse con la navegación que ha tenido el usuario en sus últimos días.

TU DONATIVO NOS HACE FALTA Estimado lector: ¡Gracias por seguirnos y leer nuestras publicaciones. Queremos seguir comprometidos con este apostolado y nos gustaría contar contigo, si está en tus posibilidades, apóyanos con un donativo que pueda ayudarnos a cubrir nuestros costos tecnológicos y poder así llegar cada vez a más personas. ¡Necesitamos de ti!
¡GRACIAS!


viernes, 19 de octubre de 2018

San Pedro de Alcántara


SAN PEDRO DE ALCÁNTARA, RUEGA POR NOSOTROS
20 de octubre, siglo XVI 

Famoso por sus terribles penitencias, nació en 1499 en la comunidad española de Alcántara. Su padre era gobernador de la región y su madre era de muy buena familia. Ambos se distinguían por su gran piedad y su excelente comportamiento. Estando estudiando en la universidad de Salamanca, el santo se entusiasmó por la vida de los franciscanos debido a que los consideraba personas muy desprendidas de lo material y muy dedicadas a la vida espiritual. Pidió ser admitido como franciscano y eligió para irse a vivir al convento donde estaban los religiosos más observantes y estrictos de esa comunidad. 

En el noviciado lo pusieron de portero, hortelano, barrendero y cocinero. Pero en este último oficio sufría frecuentes regaños por ser bastante distraído. Llegó a mortificarse tan ásperamente en el comer y el beber que perdió el sentido del gusto y así todos los alimentos le sabían igual. Dormía sobre un duro cuero en el puro suelo. Pasaba horas y horas de rodillas, y si el cansancio le llegaba, apoyaba la cabeza sobre un clavo en la pared y así dormía unos minutos, arrodillado. Pasaba noches enteras sin dormir ni un minuto, rezando y meditando. Por eso ha sido elegido protector de los celadores y guardias nocturnos. Con el tiempo fue disminuyendo estas terribles mortificaciones porque vio que le arruinaban su salud. Fue nombrado superior de varios conventos y siempre era un modelo para todos sus súbditos en cuanto al cumplimiento exacto de los reglamentos de la comunidad. 

Pero el trabajo en el cual más éxitos obtenía era el de la predicación. Dios le había dado la gracia de conmover a los oyentes, y muchas veces bastaba su sola presencia para que muchos empezaran a dejar su vida llena de vicios y comenzaran una vida virtuosa. Prefería siempre los auditorios de gente pobre, porque le parecía que eran los que más voluntad tenían de convertirse. Pidió a sus superiores que lo enviaran al convento más solitario que tuviera la comunidad. Lo mandaron al convento de Lapa, en terrenos deshabitados, y allá compuso un hermoso libro acerca de la oración, que fue sumamente estimado por Santa Teresa y San Francisco de Sales, y ha sido traducido a muchos idiomas. 

Deseando San Pedro de Alcántara que los religiosos fueran más mortificados y se dedicaran por más tiempo a la oración y la meditación, fundó una nueva rama de franciscanos, llamados de "estricta observancia". El Sumo Pontífice aprobó dicha congregación y pronto hubo en muchos sitios, conventos dedicados a llevar a la santidad a sus religiosos por medio de una vida de gran penitencia. 

Los últimos años de su vida los dedicó a ayudar a Santa Teresa a la fundación de la comunidad de Hermanas Carmelitas que ella había fundado, logrando muchos éxitos en la extensión de la comunidad carmelita. 

ORACIÓN A SAN PEDRO DE ALCÁNTARA 

¡Oh Santísima anima, en cuyo tránsito feliz los ciudadanos del cielo salen al encuentro! El coro de los ángeles se alegra y la Trinidad Santísima te convida, diciendo con amorosas palabras: "Permanece, Pedro, y está con nosotros para siempre" 

V. Ruega por nosotros, Pedro dichoso.
R. Para que seamos dignos de las promesas de Jesucristo. 

Oración. ¡Oh Dios y Señor mío! que te dignaste ilustrar al bienaventurado San Pedro de Alcántara, tu confesor, con el don de una penitencia admirable y de una contemplación altísima, concédenos piadosísimo que ayudados de sus méritos, merezcamos, mortificados en la carne, ser participantes de los dones celestiales. Por Nuestro Señor Jesucristo, Hijo tuyo, que con el Padre y el Espíritu Santo vive y reina por los siglos de los siglos. 

Amén.


Si deseas conocer más sobre tu fe católica, visita nuestra página de Facebook. 


Nota importante: La publicidad que aparece en este portal es gestionada por Google y varía en función del país, idioma e intereses y puede relacionarse con la navegación que ha tenido el usuario en sus últimos días. 

TU DONATIVO NOS HACE FALTA Estimado lector: ¡Gracias por seguirnos y leer nuestras publicaciones. Queremos seguir comprometidos con este apostolado y nos gustaría contar contigo, si está en tus posibilidades, apóyanos con un donativo que pueda ayudarnos a cubrir nuestros costos tecnológicos y poder así llegar cada vez a más personas. ¡Necesitamos de ti!
¡GRACIAS!


martes, 2 de octubre de 2018

¿Qué pruebas tenemos de que realmente Pedro esta sepultado en Roma?



¿QUÉ PRUEBAS TENEMOS DE QUE REALMENTE PEDRO ESTÁ SEPULTADO EN ROMA?
Por Frank Morera

Pedro vino a Roma, murió mártir en el reinado de Nerón y fue enterrado sobre la colina del Vaticano, donde aconteció su martirio.

De esto existe ante todo una prueba indirecta: ninguna comunidad cristiana, excepto aquella de Roma, jamás se alabó por poseer la tumba de Pedro. Por otro lado encontramos pruebas directas que recíprocamente se iluminan y completan. Se tratan de fuentes literarias, datos arqueológicos y epigráficos. También hay, especialmente por cuanto concierne las reliquias del apóstol, el aporte de las ciencias experimentales.

Entre finales del siglo I d.C. y el principio del III, existen fuentes literarias incensurables que convergen y certifican la tradición de la Iglesia. Al final del I siglo, San Clemente, Obispo de Roma, sitúa a Pedro (y Pablo) en el episodio de la persecución de Nerón y de los horrorosos acontecimientos que sucedieron en el Circo de Nerón en Vaticano, espectáculos de los que de manera acreditada habla ampliamente Tácito, el más grande historiador de Roma.

En la primera mitad del II siglo siguen dos escritos "apocalípticos", la «Ascensión de Isaías» y el «Apocalipsis de Pedro»: de estos testimonios resulta que Pedro- único de los apóstoles de Jesús - murió en Roma víctima de la persecución neroniana del 64. Más tarde, a caballo entre el II y el III siglo, el histórico de la Iglesia Eusebio relata acerca de un presbítero romano de nombre Gaio que habla por primera vez de la tumba gloriosa ("trofeo") de Pedro en el Vaticano. En el transcurso de los años los testimonios de la existencia de la tumba de Pedro en Vaticano han sido numerosos.

La confirmación absoluta a las fuentes literarias viene de la arqueología. Desde hace muchísimos siglos los fieles sabían que la tumba de Pedro se encontraba en la Basílica Vaticana debajo del altar de la Confesión, pero los papas que se han sucedido en la guía de la Iglesia no se han atrevido a investigar hasta el fondo, por temor reverencial no difícil de comprender. Solamente en 1939 Pío XII, que estaba animado de un heroico amor por la verdad, decidió abrir a la ciencia los misterios subterráneos de la Basílica. Así ocurrió que entre 1940 y 1949 realizaron las excavaciones. Éstas fueron ejecutadas, como he demostrado en otro lugar, de un modo discutible, pero llevaron a algunas constataciones importantes. Aquí tenemos un resumen.

Se descubrió ante todo que bajo el suelo de la Basílica existían los restos de una antigua necrópolis construida en los siglos II-III y enterrada en los tiempos del emperador Constantino, para crear el piso sobre el cual se construiría la primera basílica en honor de Pedro (alrededor de 321-326). Esto revelaba la presencia en esta área, de un punto fijo de suprema importancia, punto que sólo no podía ser la tumba del apóstol.

Un segundo resultado muy importante fue el descubrimiento bajo el altar de la Confesión de una serie de monumentos de mayor antigüedad, sobrepuestos uno sobre el otro, o dentro del otro, de donde se deduce una secular continuidad de culto en honor de Pedro. He aquí, comenzando desde lo alto, es decir remontando el curso del tiempo, esta serie de monumentos:



1) altar de Clemente VIII (1594), que es todavía el altar papal;
2) altar de Calixto II (1123); dentro de esto,
3) altar de Gregorio Magno (590-604);
4) monumento erigido por Constantino en honor de Pedro (aproximadamente 321-326).

Dentro del monumento constantiniano estaban encerradas tres manufacturas precedentes: trazos de un antiguo muro, después comúnmente conocido como “muro g” (segunda mitad del siglo III), cubierto de una ininterrumpida red de grafitos cristianos, escritos entre la final del III siglo y la segunda década del IV siglo, de donde resultaba la férvida veneración ofrecida a este lugar; un pequeño quiosco funerario, el primer monumento construido en honor de Pedro, identificable con el "trofeo" recordado por Gaio, adosado a un trozo de muro revestido de un enlucido rojo (el llamado muro rojo) y con esto lo podemos datar alrededor de 160. En el suelo del quiosco funerario un cerramiento revelaba la presencia de una tumba en el terreno, la cual sólo podía ser la originaria tumba de Pedro. Pero debajo del cerramiento el terreno se encontraba removido. Como más tarde me tocó comprobar, los restos mortales del apóstol fueron trasladados, en la época de Constantino, a un nicho realizado a propósito dentro del ya recordado "muro g" y por tanto incluso en el monumento constantiniano.

Después de las excavaciones (anormales, repito) del período 1940-1949, y después de la relativa publicación, 1951, quedaron tres grandes lagunas acerca de la tumba de Pedro, que impedían llegar a una solución definitiva del problema:

1) no había sido reconocido, en ninguna de las zonas excavadas el nombre de Pedro.

2) no fue descifrado si no en una mínima parte, y no sin errores, los grafitos del "muro g";
3) nada se supo acerca de la suerte de las reliquias del apóstol, que habrían debido encontrarse bajo el quiosco funerario del II siglo en la antigua tumba en el terreno y sin embargo no estaban.

Las tres faltas fueron superadas por Margherita Guarducci durante el intenso trabajo que desarrollo desde 1952 en adelante.

El nombre de Pedro lo encontró Margherita Guarducci en uno de los mausoleos de la antigua necrópolis (aquello de la gens Valeria) ocupado antes del entierro, por personas cristianas y muchas veces, entre los grafitos del "muro g."




Todos los grafitos de este muro fueron descifrados y revelaron, además del nombre de Pedro, preciosas noticias para el conocimiento de la espiritualidad cristiana en Roma entre el III y el IV siglo. Aparecieron, entre otras cosas, numerosas aclamaciones a la victoria de Cristo, de Pedro y María; y gracias a un sistema - bien conocido en aquellos tiempos - de criptografía mística, numerosas siglas exprimen la íntima unión de Cristo y Pedro, símbolos trinitarios, invocaciones a Cristo como luz, paz, principio y fin del universo, evocaciones a la mística llave de Pedro. No falta un sugestivo recuerdo de la victoria de Constantino en 312, cerca del Puente Milvio y del signo de Cristo que consideró como el anuncio y la certeza del acontecimiento histórico.

Dentro del nicho expresamente excavado en el "muro g" fueron depuestas, como he dicho, las reliquias de Pedro. Pero los responsables de las excavaciones del período 1940-1949 no las vieron. Por un extraño enredo de circunstancias imputables a las irregularidades de aquellas excavaciones, los preciosos restos fueron retirados por personas inconscientes, y depuestos en un lugar cercano con ambiente húmedo y oscuro, donde, dentro de una caja de madera, quedaron ignorados por una decena de años. En septiembre de 1953, se quitaron de este ambiente húmedo, que en poco tiempo los hubieran descompuesto, pero fueron identificados inmediatamente por lo que eran. Solamente más tarde ellos se convirtieron en el objeto de largos exámenes y reflexiones profundizadas por parte mía y por especialistas de ciencias experimentales que yo consulté. Particularmente importante fueron los exámenes del antropólogo Venerando Correnti. La identificación definitiva por mi parte fue en 1964; la primera publicación en 1965; el primer anuncio oficial del reconocimiento fue dado por Pablo VI en 1968 y luego repetidamente confirmado hasta el año de su muerte en 1978.

Llegados a este punto, no resulta inútil repetir, añadiendo otros puntos, la meditada síntesis por mi publicada con los argumentos que convergen en la demostración de la identificación de las reliquias de Pedro.




1) El monumento realizado por Constantino en honor de Pedro era considerado en aquellos tiempos, sepulcro del apóstol (como expone Eusebio, obispo de Cesarea, , que conoció personalmente a Constantino)

2) En el interior del monumento existe un solo nicho.

3) Este nicho fue cavado y forrado de mármol en la época de Constantino.

4) El nicho quedó intacto desde la época de Constantino hasta el principio de las excavaciones, entorno al 1941.

5) Del nicho provienen, con documentación autentificada, los huesos hallados en el 1953.

6) Los huesos procedentes del nicho son aquellos que Constantino y sus contemporáneos creyeron huesos de Pedro.

7) Los huesos depuestos en el nicho marmóreo del "muro g" fueron envueltos en un paño de púrpura entretejido de oro (los restos de dicho paño fueron hallados entre los huesos, resultando en el análisis de púrpura auténtica de múrice y oro puro).

8) La dignidad real del oro y la púrpura se entona a la del pórfido que adorna el exterior del monumento erigido por Constantino en honor de Pedro.

9) El examen antropológico de los huesos (en total, aproximadamente la mitad del esqueleto) los ha demostrado pertenecientes a un solo individuo de sexo masculino, de edad (60-70 años coincidiendo con cuánto conocemos de Pedro en la época de su martirio.

10) La tierra incrustada en los huesos demuestran que estos provienen de una tumba en el terreno, y de tales características era la primitiva tumba de Pedro, bajo el quiosco del II siglo.

11) El examen petrográfico de esta tierra la ha confermado como arena marmosa, idéntica a la tierra del lugar, mientras que en otras zonas del Vaticano se encuentran arcillas azules y arenas amarillas.

12) La originaria tumba de Pedro bajo el quiosco del II siglo fue encontrada desvastada y vacía, y dicho hecho se na con la presencia de los huesos envueltos en la púrpura y el oro que existía dentro del monumento-sepulcro erguido por Constantino.

13) En el interior del nicho, sobre la pared occidental, un grafito griego, trazado en edad constantiniana, antes del cierre del dicho nicho, declara: «Pedro está (aquí) dentro.»

14) Resulta con certeza que el nicho del "muro g" determinó - en el eje de la primera basílica - un desplazamiento hacia el Norte con respecto al eje del quiosco funerario del II siglo, que según la norma habría tenido que ser seguido; y el desplazamiento se repercutió poco a poco en los monumentos siguientes hasta la cúpula de Miguel Ángel y al dosel bronceado del Bernini. Eso es innegablemente indicio de la enorme importancia que los contemporáneos de Costantino atribuyeron al contenido del nicho.

15) Todo esto coincide en demostrar que el nicho marmóreo del "muro g" puede ser razonablemente considerado como la segunda y definitiva tumba de Pedro y que los huesos depositados en aquel vano con los honores del oro y la púrpura son de verdad los restos mortales del Mártir.

Las reliquias de Pedro existentes en la Basílica Vaticana son, a la luz de las razones expuestas, las únicas sin duda alguna auténticas, corresponden a un personaje cristiano del siglo I que ha conocido a Cristo, ha escuchado su palabra y ha visto sus milagros. Otras no existen, ni en Oriente ni en Occidente. Y no es un puro caso que esta excepción concierne a Pedro, el primero de los Doce, sobre el que Cristo dijo querer fundar su Iglesia. Como he tenido la ocasión de escribir recientemente en mi libro «La primacía de la Iglesia de Roma», es razonable la opinión que la antigua universalidad de Roma se dilate en el tiempo por la primacía espiritual de la Iglesia católica, es decir por su definición de "universalidad", que tiene su centro en Roma y que es motivo y garantía de esta extraordinaria continuidad, de esta perenne vitalidad, de esta excepcional presencia en Roma, en la Basílica Vaticana, de la auténtica tumba de Pedro y sus auténticas reliquias."


Si deseas conocer más sobre tu fe católica visita nuestra página de Facebook.

https://www.facebook.com/defiendetufecatolico/


Nota importante: La publicidad que aparece en este portal es gestionada por Google y varía en función del país, idioma e intereses y puede relacionarse con la navegación que ha tenido el usuario en sus últimos días.

Estimado lector: ¡Gracias por seguirnos y leer nuestras publicaciones. Queremos seguir comprometidos con este apostolado y nos gustaría contar contigo, si está en tus posibilidades, apóyanos con un donativo que pueda ayudarnos a cubrir nuestros costos tecnológicos y poder así llegar cada vez a más personas. ¡Necesitamos de ti!
¡GRACIAS!


viernes, 21 de septiembre de 2018

La sucesión apostólica, Pedro y sus sucesores los Papas



LA SUCESIÓN APOSTÓLICA
Por P. Daniel Gagnon, omi 

Os alabo, hermanos, porque en todo os acordáis de mí, y retenéis las instrucciones ("tradiciones" en otras Biblias) tal como os las entregué (1 Corintios 11, 2). 

Por lo cual, hermanos, tanto más
procurad hacer firme vuestra vocación y elección; porque haciendo estas cosas, no caeréis jamás (2 Pedro 1, 10). 

Hermano, hemos visto... que Jesús escogió a Simón-Pedro para que él fuera la piedra y tuviera las llaves del Reino. Ahora me preguntas, ¿Cómo es que el Papa actual, tiene el mismo poder que Pedro? 

La respuesta a esta pregunta es, que este poder fue transmitido a los papas a través de la historia. Esta transferencia fue prefigurada por los profetas Elías y Eliseo en el Segundo libros de los Reyes (2, 9 y 13-14): Cuando habían pasado, Elías dijo a Eliseo: Pide lo que quieras que haga por ti, antes que yo sea quitado de ti. Y dijo Eliseo: Te ruego que una doble porción de tu espíritu sea sobre mí.... Alzó luego el manto de Elías que se le había caído, y volvió, y se paró a la orilla del Jordán. Y tomando el manto de Elías que se le había caído, golpeó las aguas... y se apartaron a uno y a otro lado, y pasó Eliseo... Viéndole los hijos de los profetas... dijeron: El espíritu de Elías reposó sobre Eliseo. Y vinieron a recibirle, y se postraron delante de él (2 Reyes 2, 9 y 13-15). 

"Pero debemos afrontar honesta y definitivamente que la idea del clero, en el sentido actual, no se encuentra en el Nuevo Testamento. En ningún lugar encontramos a un hombre encargado de una iglesia... el clero sirve para oscurecer efectivamente la verdad que Cristo es la Cabeza (Efesios 1:22), y en algunos casos, para negarla completamente". CRISTO AMA A LA IGLESIA, por el protestante William MacDonald, Páginas Orientadoras, México, 7â edición, 1961, p.36-37. El Sr MacDonald no nos da ni un ejemplo de como, según él, "el clero sirve... en algunos casos para negar que Jesús es Cabeza de la Iglesia". 

En el Nuevo Testamento (Hechos 1, 15-22) leemos que Pedro, como líder entre los Apóstoles, se levantó y tomó la palabra. Y dijo que los Apóstoles tenían que elegir a otro apóstol para reemplazar a Judas. Fíjate que nadie se opuso a la idea de Pedro. Nadie dijo: "Pedro, no tenemos el derecho, ni el poder de hacer ésto, porque solamente Jesús puede elegir a los doce". Nadie protestó, porque todos reconocieron la autoridad de Pedro y de ellos mismos para transferir el poder y la autoridad que recibieron de Jesús, y así lo hicieron en oración (como hoy en día). Los Apóstoles eligieron a Matías y a él le transfirieron toda la autoridad y responsabilidad de servir al pueblo de Dios como apóstol y obispo. "Tomar otro su oficio" en griego, EPISCOPOS. 

Las palabras de Pedro se basaron en lo que había dicho el Espíritu Santo: Varones hermanos, era necesario que se cumpliese la Escritura en que el Espíritu Santo habló antes por boca de David acerca de Judas.... Tome otro su oficio (Hechos 1, 16 y 20). ¿No sería absurdo suponer que el Espíritu Santo, que iluminó a Pedro para elegir un sucesor de Judas, se haya opuesto después a reemplazar a los demás Apóstoles y sus sucesores cuando murieran? ¿Por qué nos da problemas pensar en un sucesor para Pedro mientras aceptamos que los Apóstoles eligieron a un sucesor para Judas?. 

Desde aquella elección, se le consideró a Matías como apóstol: Y el muro de la ciudad tenía doce cimientos, y sobre ellos los doce nombres de los doce Apóstoles del Cordero (Apocalipsis 21, 14). La Nueva Jerusalén (la Iglesia) tiene el fundamento con 12 Apóstoles. No puede ser que se trate aquí de Judas, porque él se suicidó, sino que es Matías. Según Ireneo, segundo obispo de Lyon, a Pedro lo reemplazó Lino quien es mencionado en 2 Timoteo 4, 21. Ireneo (año 180) testifica que los cristianos conservan la memoria del martirio de Pedro y Pablo en Roma. 

Jesús había mandado a los Apóstoles a enseñar a todo el mundo (Mateo 28, 19-20), y que el fruto de su predicación permaneciera: No me elegísteis vosotros a mí, sino que os elegí a vosotros, y os he puesto para que vayáis y llevéis fruto, y vuestro fruto permanezca (Juan 15, 16). Sin elegir sucesores era imposible que los Apóstoles pudieran predicar a todo el mundo y que sus frutos permanecieran: a fin de perfeccionar a los santos y la edificación del cuerpo de Cristo, Efesios 4, 12. Las cosas que Jesús le encargó a Pedro: apacentar a las ovejas, confirmar a los colegas en el ministerio (Lucas 22, 32), atar y desatar, etc., no pueden acabar con su muerte. 

Si la autoridad de los Apóstoles era sólo para ellos, ¿Por qué no afirmar lo mismo de otras obras eclesiales que Jesucristo les encomendó y que sin embargo, los hermanos mantienen como: el bautizar, enseñar, predicar, misionar (Mateo 28, 19)? ¿Por qué Jesús hubiera dada tanto poder a Pedro y luego no querer que se transmitiera? En los primeros 250 años de la Iglesia, los emperadores romanos trataron de destruir a la Iglesia por medio de la persecución. En los primeros 200 años cada Papa, excepto uno, fue martirizado. ¡Los romanos sabían quién era la cabeza de la Iglesia! El emperador Decio (249-251 d. C.) dijo: "Preferiría recibir noticias de un rival a mi trono, que de otro obispo en Roma". 

La lógica demuestra que si Jesús iba a preocuparse tanto para estructurar el oficio de Pedro (darle las llaves de autoridad y poder), esta misma seguiría durante la vida de la Iglesia. ¿Qué sentido establece tan alto papel si no tenía el deseo de que se continuara después de la muerte de Pedro? Imagínate que los "padres fundadores de un país" creadores de la Constitución y del oficio de presidente pensaran solamente en el primer presidente y ¡Nadie más después de su muerte! No tiene sentido. Tampoco con los planes de Dios. ¿Será que los padres fundadores del país son más inteligentes que Jesús? 

Los poderes por ejemplo, de atar y desatar que Jesús dio a los Apóstoles , no solamente se refieren a ellos mismos, sino a sus sucesores en el ministerio. Así, la INTEGRIDAD DE LAS ENSEÑANZAS DE JESÚS fue transmitida por los siglos: Y perseveraban en la doctrina de los apóstoles, en la comunión unos con otros.... (Hechos 2, 42). Obedeced a vuestros pastores, y sujetaos a ellos; porque ellos velan por vuestras almas, como quienes han de dar cuenta...(Hebreos 13, 17). Pablo ordena que el obispo sea: retenedor de la palabra fiel tal como ha sido enseñada, para que también pueda exhortar con sana enseñanza y convencer a los que contradicen (Tito 1, 9). 

Otro ejemplo de transferir el poder se encuentra en 1 Timoteo 4, 14: No descuides el don que hay en tí, que te fue dado mediante profecía con la imposición de las manos del presbiterio. Y en Hechos leemos: Y constituyeron ancianos en cada iglesia, y habiendo orado con ayunos, los encomendaron al Señor en quien habían creído (Hechos 14, 23). Ellos son los administradores de los misterios de Dios (1 Corintios 4, 1). Nótese que los términos "sacerdote", "presbítero", "anciano" son utilizadas para significar lo mismo. Los primeros cristianos trataban de no usar la palabra sacerdote porque no querían que la gente se confundiera con los sacerdotes judíos. Al principio las palabras presbítero y obispo eran intercambiables porque siempre se requiere tiempo para que los términos técnicos se precisen. Otra cosa, vemos que la imposición de las manos era UNA DOCTRINA FUNDAMENTAL según la lista de Hebreos 6, 2. Por eso Pablo subraya la necesidad de tener la autoridad para predicar: ¿Y cómo predicarán SI NO FUEREN ENVIADOS (Romanos 10, 15). Y nada toma para sí esta honra, sino el que es llamado por Dios, como lo fue Aarón (Hebreos 5,4), sin embargo muchos ministros evangélicos andan predicando por su propia llamada. 

En Hechos 1, Pedro dijo a los Apóstoles que para elegir al sucesor, éste debía haber estado con Jesús y los Apóstoles (vv. 21-22). ¿Por qué estos requisitos? Para que fuera confiable en su enseñanza. 

Así, cuando los Apóstoles escogieron a los obispos para reemplazarlos, buscaron hombres que creían en la misma doctrina para poder preservar la fe. Esta es la regla de la Sucesión Apostólica que vimos anteriormente (en el artículo "¿Una Apostasía?", de esta serie). Ver Clemente de Roma Carta a los Corintios (42,4-5; 44,1-3), la obra Memoria (4:2:1) de Hegesippo (180 d. C.) e Ireneo (190 d.C.) en su obra- Contra las Herejías (3:3:, 5:20:1). 

En el libro Las Leyes de México y la Iglesia Católica Romana por el Dr. Luis Rodríguez N. (Guadalajara, 1968) el autor trata de convencernos de que el actual Papa es representante de Satanás. Su razonamiento viene de cuando Jesús dijo a Pedro: ¡Quítate de delante de mí, Satanás! (Mateo 16, 23). Vemos dos problemas en la exégesis con que el Dr. Rodríguez aborda este texto. En primer lugar está admitiendo la Sucesión Apostólica en aplicar al actual Papa lo que Jesús dice a Pedro. Por otro lado es claro que Jesús no estaba llamando a Pedro "Satanás" porque si fuera el diablo, Jesús le hubiera prohibido ser su discípulo. Además Pedro le llama Señor (v. 22), lo que el diablo nunca le llamaría a Jesús. Pedro recibió una revelación directa del Padre: no te reveló carne ni sangre, sino mi Padre (Mateo 16, 17). Entonces Jesús está utilizando el significado original de Satanás, no como diablo sino como el que pone a prueba las cosas de Dios: me eres tropiezo (v. 23). La raíz del nombre Satanás en hebreo quiere decir poner obstáculo. (Ver Job 1, 6-12). Aunque Pedro estaba hablando por amor a Jesús, que no se fuera a Jerusalén para morir (v. 22), su pensamiento no es de Dios sino del que obstaculiza. 

Jesús sabía que vendrían falsos profetas y falsas enseñanzas. El quería que su Iglesia guardara la verdad. Y esta Iglesia tendría que ser VISIBLE Y CONCRETA como lo es un cuerpo (Efesios 1, 22-23) para que las personas puedan saber dónde hallar la verdadera doctrina y la salvación (Isaías 2, 2-3). La Iglesia es: columna y baluarte de la verdad (1 Timoteo 3, 15). Si esta iglesia fuera invisible y "todos los hermanos con sus diferentes creencias y denominaciones" como afirman los evangélicos, ¿Cómo preservar y transmitir fielmente la enseñanza de Cristo a través de los siglos?. 

Todo sumo sacerdote tomado de entre los hombres es constituido a favor de los hombres en lo que a Dios se refiere, para que presente ofrendas y sacrificios por los pecados; para que se muestre paciente con los ignorantes y extraviados, puesto que él también está rodeado de debilidad (el sacerdote no es perfecto); y por causa de ella debe ofrecer por los pecados, tanto por sí mismo como también por el pueblo. Y nadie toma para sí esta honra, sino el que es llamado por Dios, como lo fue Aarón (Hebreos 5,1-4). Vemos que el autor habla en el presente: "Nadie toma para sí esta honra", y no está hablando solamente de los sacerdotes del Antiguo Pacto. 

¿QUÉ DICE LA IGLESIA PRIMITIVA? 

1) SUCESORES DE PEDRO COMO PAPA 

Ireneo: Contra de las herejías, 3:3:3. 

Tertuliano: Demurrer against the Heretics, 32:2 

Cipriano: La unidad de la Iglesia Católica, 4 y Cartas 59:14. 

Firmiliano, Cartas 74 [75): 17. 

El Pequeño laberinto (211 d.C.). 

Eusebio (Historia 5:28:3). 

Eusebio, Historia de la Iglesia, 3:4:9-10. 

Papa Julio I (341 d.C.): Carta en apoyo a Atanasio encontrada en Atanasio (Apología en contra de los arrianos 20-35). 

Concilio de Sardica (342 d.C.) canon 3. 

Optato de Milevi (367 d.C.) El cismo de los donatistas, 2:2. 

Epifanio (374 d.C.) Panacea en contra de todas las herejías, 27:6. 

2) SUCESIÓN APOSTÓLICA 

Clemente de Roma: Epístola a los corintios, 42:4-5; 44: 1-3. 

Hegesipo (180): Memorias, 4:22:1. 

Ireneo (180-199): Contra las herejías, 3:3:1 y 5:20:1. 3. 

Por casi mil años la Iglesia en Inglaterra reconoció la primacía del obispo de Roma. Bede, el venerable, escribió en 735: "el papa tiene poderes pontificios sobre todo el mundo". En el siglo XI Anselmo de Canterbury declaró: "es cierto que él que no obedece al Pontífice Romano desobedece al Apóstol Pedro, ni pertenece al rebaño dado a Pedro por Dios". 

DEL LIBRO, "NO TODO EL QUE ME DICE: SEÑOR, SEÑOR", P. Daniel Gagnon, omi


Si deseas conocer más sobre tu fe católica visita nuestra página de Facebook. 



Nota importante: La publicidad que aparece en este portal es gestionada por Google y varía en función del país, idioma e intereses y puede relacionarse con la navegación que ha tenido el usuario en sus últimos días. 

Estimado lector: ¡Gracias por seguirnos y leer nuestras publicaciones. Queremos seguir comprometidos con este apostolado y nos gustaría contar contigo, si está en tus posibilidades, apóyanos con un donativo que pueda ayudarnos a cubrir nuestros costos tecnológicos y poder así llegar cada vez a más personas. ¡Necesitamos de ti!
¡GRACIAS!


Donaciones:

BÚSQUEDA POR TEMA

BÚSCANOS EN FACEBOOK

PUBLICACIONES POPULARES