En todas las iglesias de México se ofrecerán misas por la conversión de los criminales




Estas misas forman parte de un iniciativa que contempla varias acciones en el marco de lo que se le ha llamado Jornada de Oración por la Paz en México

La Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM) ha pedido a todas las iglesias que el próximo 31 de julio se pida por todos los criminales que tienen sumido al país en un clima de violencia:

“Oremos por sus vidas y la conversión de sus corazones; tendámosle la mano para recibirlos con el corazón arrepentido a la casa de Dios. Ellos también son nuestros hermanos y necesitan de nuestra oración. No más violencia en nuestro país“.

Misas por las víctimas

Lo anterior es parte de otras acciones que la CEM, junto con la Conferencia de Superiores Mayores de Religiosos de México y la Provincia Mexicana de la Compañía de Jesús, ha convocado en una iniciativa llamada Jornada de Oración por la Paz en México.

Esta jornada comenzará propiamente el próximo domingo 10 de julio con misas también en todo el territorio nacional en las que se hará memoria de todos los sacerdotes, religiosos y religiosas que han sido asesinados en el país.

En las misas se pedirá para que el dolor de esos hermanos “nos acompañe en este camino por la paz”, por lo que se pide colocar fotografías de las víctimas. De acuerdo con el Centro Católico Multimedial, en lo que va del sexenio del presidente Andrés Manuel López Obrador, siete sacerdotes han perdido la vida a manos de criminales.

Celebraciones en lugares clave

Otra acción que pide el episcopado mexicano es que durante todo el mes de julio también se celebren misas y oraciones comunitarias en lugares significativos que representen a todas las personas que han desaparecido o han fallecido de forma violenta.

“Ahí existe una herida que sanar y ahí está la fuerza que hoy necesita el país para construir la paz”, consideró la CEM.

Además pide a cada diócesis, congregación religiosa o parroquia del país que defina más acciones para abonar a este camino por la paz; pueden ser horas santas, procesiones por la paz o mensajes al pueblo de Dios, lo cual deberá compartirse en redes sociales para que fieles y personas de buena voluntad se sumen.

“Los asesinatos y desapariciones que diariamente se cometen en el país son un llamado de Dios a unirnos para pedir por la paz. La sangre derramada de estos hermanos y hermanas es la sangre de Jesús que cae a la tierra para hacer la fértil y emprender un camino por la paz”, señala el comunicado.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Donaciones:

BÚSQUEDA POR TEMA

BÚSCANOS EN FACEBOOK

PUBLICACIONES POPULARES