Aumentan las revelaciones de abusos sexuales cometidos por pastores en iglesias protestantes en EU



Un mordaz informe difundió los casos de abusos sexuales y encubrimientos de estos delitos, ocurridos en la Convención Bautista del Sur, la mayor congregación protestante en Estados Unidos.

También se difundió un video, que se volvió viral, en el que se observa a una mujer al enfrentar a un pastor de una iglesia bautista por haberse aprovechado sexualmente de ella cuando era adolescente.

Además, un documental de televisión expone los abusos sexuales cometidos contra niños en las comunidades amish y menonitas. Este podría llamarse #ChurchToo 2.0 (En la iglesia también pasa).

Las víctimas de agresiones sexuales en entornos eclesiásticos, así como quienes las defienden, llevan años pidiendo a las iglesias que admitan el alcance de estos hechos ocurridos en su seno y que tomen medidas.

En 2017 el movimiento creó el hashtag #ChurchToo, derivado del #MeToo, que es un movimiento más amplio y que denunció a depredadores sexuales en diferentes sectores de la sociedad.

En las últimas semanas, #ChurchToo volvió a tomar relevancia al aparecer una mayor cantidad de testimonios y revelaciones ocurridos en distintos tipos de creencias y ministerios. Lograron llegar a audiencias mayores a través de los titulares a una cantidad mayor de población, un mensaje que los activistas han luchado para poder transmitir.

“Para nosotros es sólo la confirmación de lo que hemos estado diciendo todos estos años”, declaró Jimmy Hinton, un defensor de sobrevivientes de abuso y ministro de la Iglesia de Cristo en Somerset, Pensilvania. “Hay una epidemia absoluta de abusos en la iglesia, en los espacios religiosos”.

Esta semana las exigencias de una reforma en los ministerios religiosos serán más fuertes en Anaheim, California, cuando la Convención Bautista del Sur celebre su reunión anual, luego de que se diera a conocer un informe externo que concluye que sus líderes manejaron mal los casos de abuso y no atendieron de manera apropiada a las personas víctimas.

El informe se publicó el 22 de mayo, el mismo día en que una iglesia independiente de Indiana enfrentó su propio ajuste de cuentas: el pastor, John B. Lowe II, confesó sus años de “adulterio”.

Sin embargo, su víctima Bobi Gephart, miembro de la iglesia desde hace mucho tiempo, contó el resto de la historia: “tenía sólo 16 años cuando empezó”, dijo al confrontarlo públicamente.

Posteriormente, Lowe dimitió de la New Life Christian Church & World Outreach de Warsaw.

En una entrevista, Gephart dijo que no le sorprende que tantos casos de abuso en iglesias salgan a la luz. Además, relató que ha recibido palabras de aliento de todo el mundo, con personas que comparten sus propias desgarradoras historias de abuso.

“Para muchas iglesias todo se trata de encubrir, ‘Vamos a mantener el espectáculo’, pero hay gente que sufre y eso no está bien. Todavía no creo que gran parte de la iglesia lo entienda”, dijo.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Donaciones:

BÚSQUEDA POR TEMA

BÚSCANOS EN FACEBOOK

PUBLICACIONES POPULARES