Mostrando las entradas con la etiqueta Andrés. Mostrar todas las entradas
Mostrando las entradas con la etiqueta Andrés. Mostrar todas las entradas

Arqueólogos israelíes afirman haber hallado la casa de Pedro y Andrés

Posible casa de S. Pedro y S. Andrés en Galilea
ARQUEÓLOGOS ISRAELÍES AFIRMAN HABER HALLADO LA CASA DE PEDRO Y ANDRÉS

En una iglesia bizantina encontrada en El Araj, entre los lugares bíblicos de Cafarnaúm y Kursi Arqueólogos israelíes afirman haber hallado la casa de Pedro y Andrés

Aseguran que lo que hoy es una iglesia bizantina de la región de Galilea fue la antigua casa de dos discípulos de Jesús

Solamente se ha excavado un tercio de la iglesia, desde que se inició el proceso arqueológico hace dos años

Esta exploración está sacando a la luz un pueblo romano, con "cerámica, monedas, vajilla de piedra dura característica de los hogares judíos del siglo I"

Arqueólogos israelíes anunciaron este viernes el hallazgo de una iglesia en la región de Galilea, la cual aseguran fue erigida en el lugar de la antigua casa de los apóstoles Pedro y Andrés.

Esta iglesia bizantina fue encontrada en El Araj, entre los lugares bíblicos de Cafarnaúm y Kursi, anunció Mordechai Aviam, director de las excavaciones arqueológicas. Según Aviam, se trataría de Betsaida, un pueblo de pescadores donde nacieron Pedro y su hermano Andrés, según el Evangelio de Juan.

San Pedro, expescador, es considerado por la religión cristiana como uno de los primeros discípulos de Jesús. Para la Iglesia católica, es el primer papa.

La iglesia hallada se corresponde con la descripción que hace de ella el arzobispo bávaro Willibald, durante su viaje a Betsaida en 725: en aquel entonces indicó que una iglesia había sido construida en el lugar donde vivieron Pedro y Andrés, según Aviam. "Entre Cafarnaúm y Kursi, hay un único lugar que este visitante del siglo VIII describe como iglesia", subraya Aviam. "Y hemos descubierto" este templo.



"Solo hemos excavado un tercio de la iglesia, incluso algo menos, pero sí se trata de una iglesia, estamos seguros", declaró. "La estructura es la de una iglesia, las fechas [de construcción] son de la época bizantina, los mosaicos en el suelo son típicos" del periodo.

Se trataría de Betsaida, un pueblo de pescadores donde nacieron Pedro y su hermano Andrés, según el Evangelio de Juan

Las excavaciones, que comenzaron hace dos años, sacaron a la luz un pueblo romano, con "cerámica, monedas, vajilla de piedra dura característica de los hogares judíos del siglo I", precisó el director de la exploración arqueológica.

Otros sitios como el lugar de nacimiento de san Pedro podrían ser identificados. A dos kilómetros de El Araj, el lugar de Et Tell es objeto de una excavación desde 1987, en la que se hallaron ruinas de un antiguo templo romano.

Para el profesor estadounidense Steven Notley, asociado a las excavaciones en El Araj, hay que continuar las investigaciones antes de establecer con certeza que se trata de Betsaida. "Hallar una inscripción [...] que describa en memoria de quién fue construida" la iglesia sería una buena manera de garantizarlo, declaró al diario israelí Haaretz.

Francisco ante la tumba de Pedro
Fuente religión digital

Si deseas conocer más sobre tu fe católica, visita nuestra página de Facebook.

https://www.facebook.com/defiendetufecatolico/

TU DONATIVO NOS HACE FALTA Estimado lector: ¡Gracias por seguirnos y leer nuestras publicaciones. Queremos seguir comprometidos con este apostolado y nos gustaría contar contigo, si está en tus posibilidades, apóyanos con un donativo que pueda ayudarnos a cubrir nuestros costos tecnológicos y poder así llegar cada vez a más personas. ¡Necesitamos de ti!
¡GRACIAS!

NOTA IMPORTANTE: La publicidad que aparece en este portal es gestionada por Google y varía en función del país, idioma e intereses y puede relacionarse con la navegación que ha tenido el usuario en sus últimos días.

Nuestros artículos están hechos para la evangelización y difusión de la verdadera fe católica y pueden ser, usados, compartidos o publicados libremente en distintas páginas o foros, sin fines de lucro, siempre que se haga mención del autor del artículo, los créditos debidos y el nombre de ésta página, CATÓLICO DEFIENDE TU FE.


San Andrés Apóstol


SAN ANDRÉS APÓSTOL, RUEGA POR NOSOTROS
30 noviembre siglo XIX

Apóstol de Jesús

Andrés el Apóstol (en griego: Ἀνδρέας Andréas) (comienzos del siglo I - mediados o finales del siglo I), también conocido como san Andrés, fue probablemente el primer apóstol de Jesús. En la iglesia ortodoxa es conocido como Protocletos (del griegoΠ ρωτόκλητος Prōtoklētos «el primer llamado»). Era el hermano mayor del apóstol Pedro.[2]

Apóstol, mártir Apodo Protocletos ("El Primer Llamado")Nacimiento Principios del siglo I
Betsaida, Galilea Fallecimiento Mediados o finales del siglo I
Patras, Grecia Venerado en Iglesia católica
Iglesia ortodoxa
Iglesias ortodoxas orientales
Iglesia anglicana Principal santuario Catedral de San Andrés Apóstol(Amalfi, Italia) y Catedral de San Andrés Apóstol(Patras, Grecia)Festividad30 de noviembre[1]​Atributos Hombre anciano con barba y pelo largo.
Sosteniendo el evangeliario o un manuscrito
Con la cruz en la que fue martirizado o apoyado en ella Patronazgo Iglesia ortodoxa
Patras (Grecia)
Escocia
Ucrania
Rumania
Rusia
Sicilia
Borgoña
y otras regiones y localidades


El nombre Andrés proviene del griego ἀνδρείος «valeroso». Era común entre judíos, cristianos y pueblos helenizados de la provincia de Judea. No hay ningún nombre arameo o hebreo que se corresponda con Andrés. Según la tradición, el sucesor de Andrés es el patriarca de Constantinopla.[3]​

En el Nuevo Testamento Editar

El Nuevo Testamento indica que Andrés era hermano de Pedro.[4]​ Ambos eran hijos de Jonás.[5]​ Según el Evangelio de Juan, los apóstoles Pedro, Andrés y Felipe eran de Betsaida,[6]​ una localidad junto al Mar de Galilea. Según Juan Evangelista, al principio Jesús se fue a vivir con sus discípulos a una casa en Cafarnaún, donde estaban su madre, María, y sus hermanos.[7]​

Andrés y Pedro eran pescadores. Según los evangelios de Mateo y Marcos, Jesús les hizo sus discípulos diciéndoles que les haría "pescadores de hombres" (en griego ἁλιεῖς ἀνθρώπων, halieĩs anthrōpōn).[8]​

En el Evangelio de Mateo[9]​ y en el Evangelio de Marcos.[10]​ Pedro (el nombre hebreo Cefas, el nombre griego Simón y el latino Pedro significan roca[5]​) y Andrés fueron hechos juntos discípulos de Jesús cuando pescaban con su red en el Mar de Galilea.

En el Evangelio de Lucas, cuando Jesús escogió a Pedro como discípulo, se menciona que Pedro estaba pescando y que, gracias a un milagro de Jesús, pescó muchos peces con su red donde llevaba mucho tiempo sin lograr pescar nada.[11]​ No obstante, no se menciona a Andrés en ese pasaje.

El Evangelio de Juan dice que Andrés era un discípulo de Juan el Bautista. Según Juan Evangelista, Juan el Bautista señaló a Jesús y dijo "ahí está el Cordero de Dios" y varios discípulos suyos pasaron a ser seguidores de Jesús. Según este evangelio, Andrés le dijo a su hermano Pedro que había encontrado al Mesías y lo llevó ante él. Entonces Jesús nombró discípulo a Pedro también.[12]​[13]​

En los evangelios se habla de Andrés como alguien muy importante y como uno de los discípulos más vinculados a Jesús.[14]​ En el libro de Hechos de los apóstoles solo se le menciona una vez.[15]​

Los cuatro evangelios canónicos[16]​ narran un hecho en el que Jesús alimenta muchas personas multiplicando una pequeña cantidad de panes y pescados. Según el Evangelio de San Juan, fue Andrés el que le presentó a un muchacho diciéndole que ese joven tenía comida, pero que solo contaba con cinco panes de cebada y dos peces. Con eso, Jesús obró el milagro de la multiplicación de los panes y los peces, con los que dio de comer a 5.000 personas.[17]​

Juan Evangelista narra que unos griegos quisieron ver a Jesús y para ello hablaron primero con el apóstol Felipe. Luego, Felipe se dirigió a Andrés, que a su vez se lo comunicó a Jesús.[18]​

Andrés estuvo presente en la Última Cena.[19]​


Si deseas conocer más sobre tu fe católica, visita nuestra página de Facebook.

https://www.facebook.com/defiendetufecatolico/

Nota importante: La publicidad que aparece en este portal es gestionada por Google y varía en función del país, idioma e intereses y puede relacionarse con la navegación que ha tenido el usuario en sus últimos días.

TU DONATIVO NOS HACE FALTA Estimado lector: ¡Gracias por seguirnos y leer nuestras publicaciones. Queremos seguir comprometidos con este apostolado y nos gustaría contar contigo, si está en tus posibilidades, apóyanos con un donativo que pueda ayudarnos a cubrir nuestros costos tecnológicos y poder así llegar cada vez a más personas. ¡Necesitamos de ti!
¡GRACIAS!



¿Es cierto que está cerca el fin del mundo?


¿ES CIERTO QUE ESTÁ CERCA EL FIN DEL MUNDO?
Por Andrés Jaromezuk 


Los 5 signos que precederán a la segunda venida de Cristo

La escatología estudia los acontecimientos que se refieren al final de la historia de la humanidad y su plena consumación.Este tipo de conocimiento sobre las últimas cosas, no es futurología (pues no se trata de un conjunto de hipótesis sobre el futuro del hombre desde el punto de vista natural) sino que es una reflexión sobre el mensaje de Dios acerca del destino del ho IPmbre.

En el marco de esta realidad que acontecerá hacia el final de los tiempos, la Parusía (segunda venida de Cristo) es un acontecimiento que todos los cristianos esperamos con ansias. Jesús volverá a terminar lo que empezó a la vista de todo el mundo, pero a diferencia de la primera venida que había estado limitada al círculo de su pueblo, la segunda sucederá ante toda la creación y en el esplendor de su gloria.

¿Cuándo ocurrirá el regreso de Cristo?Solo sabemos que nadie conoce ese día y hora sino el Padre (Mt 24.36). Sin embargo, Jesús nos ha hecho saber un conjunto de signos que le precederán aunque no cuánto tiempo pasará entre la manifestación de estos sucesos y la segunda venida.

Cristo volverá y los auténticos cristianos no se asustarán pues en ese día se cumplirán todas sus esperanzas. La vuelta del Señor implicará la plenitud definitiva de la creación, una restauración total y renovación física y moral del mundo. Pero, ¿cuál es nuestra actitud ante la Parusía? Este conocimiento que Dios nos ha adelantado sobre las “últimas cosas” nos invita a hacer un examen de conciencia respecto a nuestra relación con el mundo y nuestra relación con Cristo. Si dejamos de vivir nuestro cristianismo en clave escatológica, podemos olvidar que es esencial estar preparado. Jesús vendrá como el ladrón en la noche.

Y ahora sí, ¿cuáles son estos signos que precederán la segunda venida de Cristo?

*Si quieres profundizar en este tema puedes consultar la obra «Apuntes de Teología» de Pablo Marini o la célebre «Teología dogmática» de Michael Schmaus.

1. La predicación del Evangelio en todo el mundo

Este acontecimiento lo anunció el propio Jesús a sus apóstoles al decir: «Será predicado este Evangelio del reino en todo el mundo, testimonio para todas las naciones, y entonces vendrá el fin» (Mt 24,14). La predicación no significa que todas las gentes se convertirán al cristianismo, sino que el Evangelio se propagará por todas la regiones del mundo para que todos los hombres que quieran puedan convertirse a Él. A la vuelta de Cristo solo podrá haber amigos o enemigos y no habrá ningún pueblo que pueda decir que no lo conoce.

2. La conversión del pueblo judío

El no reconocimiento de Jesús como el Mesías cesará y se correrá el velo del pueblo hebreo cuando hayan entrado en el reino de Cristo el número completo de paganos (Rom 11, 25). Entonces llegarán los últimos, quienes debieron ser los primeros, su ceguera terminará y encontrarán el camino hacia Jesús.

3. La apostasía de la fe

La renuncia a Cristo no será total y absoluta en todo el género humano, ya que la Iglesia no puede perecer. Quizás, la mejor forma de entenderla, es que la mayoría de los pueblos y naciones renunciarán al cristianismo transformando toda la vida pública en contradicción a la moral y a la fe cristianas. Al mismo tiempo, la vida individual de la mayor parte de los seres humanos se desplegará alejada del Evangelio. Los que creen en el mundo perseguirán a los que creen en Cristo, por muy unidos que estén a ellos por la sangre. La persecución será una manifestación de los grandes esfuerzos de satanás para dañar la obra del Señor.

4. La aparición del anticristo

En conjunto con la apostasía y la persecución se develará el “misterio de la iniquidad” bajo la forma de una impostura religiosa que proporcionará a los hombres una solución aparente a sus problemas, un pseudo-mesianismo en el que el hombre se glorifica a sí mismo colocándose en lugar de Dios (CEC n°675).

Aunque el anticristo puede ser tanto una persona individual como un conjunto impersonal de ideas, la mayoría de los teólogos lo entienden como una persona concreta. Esta persona será humana, no un demonio, a pesar de que estará entregada al poder demoníaco. El anticristo y sus propagandistas intentarán mostrar que Jesús es el mayor enemigo de la humanidad y fundarán una nueva religión natural que se presentará como un humanitarismo filantrópico y pacifista. Intentarán crear un nuevo orden mundano que estará conformado al margen de Cristo y en violenta lucha contra Él.

5. Grandes calamidades y caos en el mundo

El anticristo, que prometerá una gloria anticristiana, en lugar de traer el paraíso, provocará el caos. No será capaz de producir un orden ateo al servicio del hombre, sino que propiciará su aniquilación con guerras, hambre y muerte. A estas desgracias se unirán los poderes de la naturaleza, ante los cuales los hombres se paralizarán perdiendo la anterior seguridad y creencia de que nada necesitaban. Los líderes del poder político, económico, militar y social quedarán desvalidos como los pobres y pequeños. A pesar de todo esto, muchos de esos hombres temerosos se obstinarán en su orgullo. El misterio del pecado se revela aquí en toda su abismal incomprensibilidad pero los cristianos no temerán, porque Cristo acompañará a la Iglesia hasta el fin del mundo.

Este artículo fue publicado originalmente por nuestros aliados y amigos:

http://es.catholic.net/op/articulos/67254/cat/393/es-cierto-que-esta-cerca-el-fin-del-mundo.html


Si deseas conocer más sobre tu fe católica, visita nuestra página de Facebook.

https://www.facebook.com/defiendetufecatolico/

Nota importante: La publicidad que aparece en este portal es gestionada por Google y varía en función del país, idioma e intereses y puede relacionarse con la navegación que ha tenido el usuario en sus últimos días.

TU DONATIVO NOS HACE FALTA Estimado lector: ¡Gracias por seguirnos y leer nuestras publicaciones. Queremos seguir comprometidos con este apostolado y nos gustaría contar contigo, si está en tus posibilidades, apóyanos con un donativo que pueda ayudarnos a cubrir nuestros costos tecnológicos y poder así llegar cada vez a más personas. ¡Necesitamos de ti!
¡GRACIAS!



San Andrés Kim Taegön y compañeros



SAN ANDRÉS KIM TAEGÖN Y COMPAÑEROS, RUEGUEN POR NOSOTROS 

20 de septiembre Siglo XIX 

Memoria de los santos Andrés Kim Taegön, presbítero, Pablo Chöng Hasang y compañeros, mártires en Corea. Se veneran este día en común celebración todos los ciento tres mártires que en aquel país testificaron intrépidamente la fe cristiana, introducida fervientemente por algunos laicos y después alimentada y reafirmada por la predicación y celebración de los sacramentos por medio de los misioneros. Todos estos atletas de Cristo —tres obispos, ocho presbíteros, y los restantes laicos, casados o no, ancianos, jóvenes y niños—, unidos en el suplicio, consagraron con su sangre preciosa las primicias de la Iglesia en Corea (1839-1867). 

Vida de San Andrés Kim Taegön y compañeros 

Los laicos llevaron la fe católica a Corea al final del siglo XVI. La evangelización era muy dificil porque Corea se mantenía aislada del mundo, excepto por los viajes a Pekín para pagar impuestos. En uno de esos viajes, hacia el año 1777, algunos coreanos cultos obtuvieron literatura de los padres jesuitas en China. Comenzaron una igleisa doméstica en Corea. Doce años después, un sacerdote chino fue el primer sacerdote que logró entrar secretamente en Corea. Encontró allí 4000 católicos. Ellos nunca habían visto un sacerdote. Siete años mas tarde, en medio de gran persecusión, habían 10,000 católicos. 

San Andrés Kim Taegon es hijo de nobles coreanos conversos. Su padre, Ignacio Kim, fue martirizado en la persecusión del año 1839 (fue beatificado en 1925 con su hijo). 

Andrés fue bautizado a los 15 años de edad. Después viajó 1,300 millas hasta el seminario mas cercano, en Macao, China. Seis años después se las arregló para volver a sus país a través de Manchuria. Ese mismo año cruzó el Mar Amarillo y fue ordenado sacerdote en Shangai. Era el primer sacerdote nacido en Corea. 

Regresó a Corea y se le asignó preparar el camino para la entrada de misioneros por el mar, para evitar los guardias de la frontera. En 1846 fue arrestado, torturado y decapitado junto al Rios Han, cerca de Seoul, Corea. Tenía 25 años. 

Hubieron varios miles de mártires coreanos en esa época. En 1883 llegó la libertad religiosa. 

Beatificado en 1925 y canonizado el 6 de Mayo de 1984 por Juan Pablo II en su visita a Corea, junto con 102 otros mártires, incluyendo el seminarista Pablo Chong Hasang. La mayoría de los mártires canonizados eran laicos. La multitud en la misa de canonización fue una de las mas grandes que jamás se han reunido en la faz de la tierra. 

(Fuente: corazones.org

Estos son sus nombres: santos Simeón Berneux, Antonio Daveluy, Lorenzo Imbert, obispos; Justo Ranfer de Bretenières, Ludovico Beaulieu, Pedro Enrique Dorie, Padro Maubant, Jacobo Chastan, Pedro Aumaître, Martín Lucas Huin, presbíteros; Juan Yi Yunil, Andrés Chong Hwa-gyong, Esteban Min Kuk-ka, Pablo Ho Hyob, Agustín Pak Chong-won, Pedro Hong Pyong-ju, Pablo Hong Yong-ju, José Chang Chu-gi, Tomás Son Cha-son, Lucas Hwang Sok-tu, Damián Nam Myong-hyog, Francisco Ch’oe Kyong-hwan, Carlos Hyon Song-mun, Lorenzo Han I-hyong, Pedro Nam Kyong-mun, Agustín Yu Chin-gil, Pedro Yi Ho-yong, Pedro Son Son-ji, Benedicta Hyon Kyongnyon, Pedro Ch’oe Ch’ang-hub, catequistas; Agueda Yi, María Yi In-dog, Bárbara Yi, María Won Kwi-im, Teresa Kim Im-i, Columba Kim Hyo-im, Magdalena Cho, Isabel Chong Chong-hye, vírgenes; Teresa Kim, Bárbara Kim, Susana U Sur-im, Agueda Yi Kan-nan, Magdalena Pak Pong-son, Perpetua Hong Kum-ju, Catalina Yi, Cecilia Yu Sosa, Bárbara Cho Chung-i, Magdalena Han Yong-i, viudas; Magdalena Son So-byog, Agueda Yi Kyong-i, Agueda Kwon Chin-i, Juan Yi Mun-u, Bárbara Ch’oe Yong-i, Pedro Yu Chong-nyul, Juan Bautista Nam Chong-sam, Juan Bautista Chon Chang-un, Pedro Ch’oe Hyong, Marcos Chong Ui-bae, Alejo U Se-yong, Antonio Kim Song-u, Protasio Chong Kuk-bo, Agustín Yi Kwang-hon, Agueda Kim A-gi, Magdalena Kim O-bi, Bárbara Han Agi, Ana Pak Ag-i, Agueda Yi So-sa, Lucía Pak Hui-sun, Pedro Kwon Tu-gin, José Chang Song-jib, Magdalena Yi Yong-hui, Teresa Yi Mae-im, Marta Kim Song-im, Lucía Kim, Rosa Kim, Ana Kim Chang-gum, Juan Bautista Yi Kwang-nyol, Juan Pak Hu-jae, María Pak Kuna- gi Hui-sun, Bárbara Kwon-hui, Bárbara Yi Chong-hui, María Yi Yon-hui, Inés Kim Hyo-ju, Catalina Chong Ch’or-yom, José Im Ch’i-baeg, Sebastián Nam I-gwan, Ignacio Kim Che-jun, Carlos Cho Shin-ch’ol, Julita Kim, Águeda Chong Kyong-hyob, Magdalena Ho Kye-im, Lucía Kim, Pedro Yu Taech’ol, Pedro Cho Hwa-so, Pedro Yi Myong-so, Bartolomé Chong Mun-ho, José Pedro Han Chae-kwon, Pedro Chong Won-ji, José Cho Yun-ho, Bárbara Ko Sun-i y Magdalena Yi Yong-dog.


Si deseas conocer más sobre tu fe católica visita nuestra página de Facebook. 



Nota importante: La publicidad que aparece en este portal es gestionada por Google y varía en función del país, idioma e intereses y puede relacionarse con la navegación que ha tenido el usuario en sus últimos días. 

Estimado lector: ¡Gracias por seguirnos y leer nuestras publicaciones. Queremos seguir comprometidos con este apostolado y nos gustaría contar contigo, si está en tus posibilidades, apóyanos con un donativo que pueda ayudarnos a cubrir nuestros costos tecnológicos y poder así llegar cada vez a más personas. ¡Necesitamos de ti!
¡GRACIAS!


Donaciones:

BÚSQUEDA POR TEMA

BÚSCANOS EN FACEBOOK

PUBLICACIONES POPULARES